Vexílla Regis

Vexílla Regis
MIENTRAS EL MUNDO GIRA, LA CRUZ PERMANECE

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER
NO AL ABORTO. ELLOS NO TIENEN LA CULPA DE QUE NO LUCHASTEIS CONTRA VUESTRA CONCUPISCENCIA

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN
No hay forma de vivir sin Dios.

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

domingo, 14 de septiembre de 2014

LAS SIETE HORAS DE LA SANTA CRUZ DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO


Atado fue Jesús en Maitines, vilipendiado en Prima,
Condenado a muerte en la hora Tercia,
Clavado en la Cruz en la Sexta,
A la hora Nona Su sagrado Costado fue traspasado,
Le bajan de la Cruz en las Vísperas,
Y colocado en el sepulcro a las Completas.
Por ello propone su Iglesia de ahora en adelante
Observar estas siete horas para siempre.
     
Oficio compuesto a partir del himno escrito por Egidio Romano, O.S.A., Arzobispo de Bourges (Francia) y discípulo del angélico doctor Santo Tomás de Aquino. El Papa Juan XXII otorgó un año de indulgencia a quienes devotamente lo recen.
  
LATÍN
SEPTEM HORÆ SANCTÆ CRUCIS DÓMINE NOSTRUM JESU CHRISTI
  
AD MATUTINUM (Maitines, antes de 06:00h)
   
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
  
℣. Per signum crucis, de inimícis nostris.
℟. Libéra nos, Deus noster.
       
℣. Dómine, lábia mea apéries.
℟. Et os meum annuntiábit laudem tuam.
   
℣. Deus in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
   
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
Patris sapiéntia, véritas divína,
Deus homo captus est hora matutína:
A notis discípulis cito derelíctus:
A Judǽis tráditus, vendítus, et afflíctus.
  
Antiphona: O Crux venerábilis, quæ salútem attulísti míseris, quibus te efféram præcóniis? Quóniam vitam nobis cœ́litum præparásti.
    
℣. Adorámus te Christe, et benedicímus tibi.
℟. Quia per sanctam Crucem tuam redemísti múndum.
  
Orémus:
Dómine Jesu Christe, fili Dei vivi, pone passiónem, crucem, et mortem tuam inter judícium tuum et ánimam meam, nunc, et in hora mortis meæ: et mihi largíri dignéris grátiam et misericórdiam: vivis et defúnctis réquiem et véniam: Ecclésiæ tuæ pacem et concórdiam, et nobis peccatóribus vitam et glóriam sempitérnam. Qui vivis et regnas cum Deo Patre in unitáte Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
   
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
AD PRIMAM (A la primera hora, 07:00h)
  
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
      
℣. Per signum crucis, de inimícis nostris.
℟. Libéra nos, Deus noster.
   
℣. Deus in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
   
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
Hora prima Dóminum ducunt ad Pilátum,
A falsis téstibus multum accusátum,
Coláphis percútiunt mánibus ligátum,
Vultum Dei cónspuunt lumen cœli gratum.
  
Antiphona: O crucis victória, et admirábile signum, in cœlésti cúria fac nos captáre triúmphum.
    
℣. Adorámus te Christe, et benedicímus tibi.
℟. Quia per sanctam Crucem tuam redemísti múndum.
  
Orémus:
Dómine Jesu Christe, fili Dei vivi, pone passiónem, crucem, et mortem tuam inter judícium tuum et ánimam meam, nunc, et in hora mortis meæ: et mihi largíri dignéris grátiam et misericórdiam: vivis et defúnctis réquiem et véniam: Ecclésiæ tuæ pacem et concórdiam, et nobis peccatóribus vitam et glóriam sempitérnam. Qui vivis et regnas cum Deo Patre in unitáte Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
   
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
AD TERTIAM (A la hora tercia, 09:00h)
  
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
      
℣. Per signum crucis, de inimícis nostris.
℟. Libéra nos, Deus noster.
   
℣. Deus in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
   
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
«Crucifíge» clámitant hora tertiárum:
Illúsus indúitur veste purpurárum:
Caput ejus púngitur coróna spinárum.
Crucem portat húmeris ad locum pœnárum.
  
Antiphona: Funéstæ mortis damnátur supplícium, dum Christus in cruce nostra destrúxit víncula críminum.
    
℣. Adorámus te Christe, et benedicímus tibi.
℟. Quia per sanctam Crucem tuam redemísti múndum.
  
Orémus:
Dómine Jesu Christe, fili Dei vivi, pone passiónem, crucem, et mortem tuam inter judícium tuum et ánimam meam, nunc, et in hora mortis meæ: et mihi largíri dignéris grátiam et misericórdiam: vivis et defúnctis réquiem et véniam: Ecclésiæ tuæ pacem et concórdiam, et nobis peccatóribus vitam et glóriam sempitérnam. Qui vivis et regnas cum Deo Patre in unitáte Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
   
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
AD SEXTAM (Al medio día, 12:00h)
  
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
      
℣. Per signum crucis, de inimícis nostris.
℟. Libéra nos, Deus noster.
   
℣. Deus in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
   
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
Hora sexta Jesus est cruci conclavátus,
Et est cum latrónibus pendens deputátus:
Præ torméntis sítiens felle saturátus,
Agnus crímen diluéns sic ludificátus.
  
Antiphona: Per lignum servi facti sumus, et per sanctam Crucem liberáti sumus: fructus árboris sedúxit nos, Fílius Dei redémit nos.
    
℣. Adorámus te Christe, et benedicímus tibi.
℟. Quia per sanctam Crucem tuam redemísti múndum.
  
Orémus:
Dómine Jesu Christe, fili Dei vivi, pone passiónem, crucem, et mortem tuam inter judícium tuum et ánimam meam, nunc, et in hora mortis meæ: et mihi largíri dignéris grátiam et misericórdiam: vivis et defúnctis réquiem et véniam: Ecclésiæ tuæ pacem et concórdiam, et nobis peccatóribus vitam et glóriam sempitérnam. Qui vivis et regnas cum Deo Patre in unitáte Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
   
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
AD NONAM (A la hora nona, 15:00h)
  
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
      
℣. Per signum crucis, de inimícis nostris.
℟. Libéra nos, Deus noster.
   
℣. Deus in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
   
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
Hora nona Dóminus Jesus expirávit:
«Eli» clamans, spíritum Patri comméndavit:
Latus ejus láncea miles perforávit.
Terra tunc contrémuit, et sol obscurávit.
  
Antiphona: O magnum pietátis opus! Mors mórtua tunc est, in ligno quando mórtua vita fuit.
    
℣. Adorámus te Christe, et benedicímus tibi.
℟. Quia per sanctam Crucem tuam redemísti múndum.
  
Orémus:
Dómine Jesu Christe, fili Dei vivi, pone passiónem, crucem, et mortem tuam inter judícium tuum et ánimam meam, nunc, et in hora mortis meæ: et mihi largíri dignéris grátiam et misericórdiam: vivis et defúnctis réquiem et véniam: Ecclésiæ tuæ pacem et concórdiam, et nobis peccatóribus vitam et glóriam sempitérnam. Qui vivis et regnas cum Deo Patre in unitáte Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
   
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
AD VÉSPERAS (Vísperas, 18:00h)
  
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
      
℣. Per signum crucis, de inimícis nostris.
℟. Libéra nos, Deus noster.
   
℣. Deus in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
   
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
   
De cruce depónitur hora vespertína.
Fortitúdo látuit in mente divína.
Talem mortem súbiit vitæ medicína:
Heu! Córona glóriæ jácuit supína.
  
Antiphona: O Crux benedícta, quæ sola fuísti digna portáre taléntum mundi: dulce lignum, dulces clavos, dúlcia ferens póndera: super ómnia ligna cedrórum, tu sola excélsior: in qua mundi salus pepéndit, in qua Christus triumphávit, et mors mortem superávit in ætérnum.
    
℣. Adorámus te Christe, et benedicímus tibi.
℟. Quia per sanctam Crucem tuam redemísti múndum.
  
Orémus:
Dómine Jesu Christe, fili Dei vivi, pone passiónem, crucem, et mortem tuam inter judícium tuum et ánimam meam, nunc, et in hora mortis meæ: et mihi largíri dignéris grátiam et misericórdiam: vivis et defúnctis réquiem et véniam: Ecclésiæ tuæ pacem et concórdiam, et nobis peccatóribus vitam et glóriam sempitérnam. Qui vivis et regnas cum Deo Patre in unitáte Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
   
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
   
AD COMPLETÓRIUM (Completas, 21:00h)
  
 In nómine Patris, et Fílii, et Spíritus Sancti. Amen.
          
℣. Per signum crucis, de inimícis nostris.
℟. Libéra nos, Deus noster.
   
℣. Convérte nos Deus, salutáris noster.
℟. Et avérte iram tuam a nobis.
   
℣. Deus in adjutórium meum inténde.
℟. Dómine, ad adjuvándum me festína.
   
℣. Glória Patri, et Fílio, et Spirítui Sancto.
℟. Sicut erat in princípio, et nunc, et semper, et in sǽcula sæculórum. Amen. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Allelúja, decir: Laus tibi, Dómine, Rex ætérnæ glóriæ.
  
Hora completórii datur sepultúræ
Corpus Christi nóbile, spes vitæ futúræ.
Condítur arómate: compléntur scriptúræ:
Jugi fit memóriæ mors hæc mihi curæ.
  
Antiphona: Salvátor mundi salva nos, qui per Crucem et Sánguinem tuum redemísti nos, auxiliáre nobis, te deprecámur Deus noster.
    
℣. Adorámus te Christe, et benedicímus tibi.
℟. Quia per sanctam Crucem tuam redemísti múndum.
  
Orémus:
Dómine Jesu Christe, fili Dei vivi, pone passiónem, crucem, et mortem tuam inter judícium tuum et ánimam meam, nunc, et in hora mortis meæ: et mihi largíri dignéris grátiam et misericórdiam: vivis et defúnctis réquiem et véniam: Ecclésiæ tuæ pacem et concórdiam, et nobis peccatóribus vitam et glóriam sempitérnam. Qui vivis et regnas cum Deo Patre in unitáte Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
   
Commendátio (Encomienda del alma, después de las Completas)
Has horas canónicas cum devotióne,
Tibi, Christe, recólo pia ratióne:
Ut qui pro me passus es amóris ardóre,
Sis mihi solátium, mortis in agóne.
Amen.
 
TRADUCCIÓN
SIETE HORAS DE LA SANTA CRUZ DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO
  
MAITINES (antes de 06:00h)
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
  
℣. Por la señal de la Cruz, de nuestros enemigos.
℟. Líbranos, Dios nuestro.
       
℣. Señor, tú abrirás mis labios.
℟. Y mi boca proclamará tu alabanza.
   
℣. Oh Dios, entiende en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme
   
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, rey de la eterna gloria.
   
La sabiduría del Padre, la verdad divina,
El Dios-Hombre es capturado en las maitines:
Abandonado aprisa por los discípulos que le conocían:
A los judíos es entregado, vendido y afligido.
  
Antífona: Oh Cruz venerable, que conseguiste la salvación para los miserables, ¿cuántas alabanzas te tributarán? Porque nos preparaste para una vida en el Cielo.
    
℣. Adorámoste, oh Cristo, y bendecímoste.
℟. Que por tu santa Cruz redimiste al mundo.
  
Oremos:
Oh Señor Jesucristo, Hijo del Dios vivo, pon tu Pasión, tu Cruz y tu muerte entre tu juicio y mi alma, ahora y en la hora de mi muerte: y dígnate concederme gracia y misericordia, a los vivos y difuntos descanso y perdón, a tu Iglesia paz y concordia, y a nosotros pecadores, vida y gloria sempiterna. Tú que vives y reinas con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo y eres Dios, por todos los siglos de los siglos. Amén.
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A LA PRIMERA HORA (07:00h)
  
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
  
℣. Por la señal de la Cruz, de nuestros enemigos.
℟. Líbranos, Dios nuestro.
   
℣. Oh Dios, entiende en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme
   
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, rey de la eterna gloria.
   
A la hora prima el Señor es conducido a Pilato,
Acusado de mucho por falsos testigos,
Con bofetadas lo golpean, con las manos atadas,
Escupen al rostro de Dios, grata luz del cielo.
  
Antífona: Oh victoria de la Cruz, y admirable señal, haznos conseguir el triunfo en el tribunal celestial.
    
℣. Adorámoste, oh Cristo, y bendecímoste.
℟. Que por tu santa Cruz redimiste al mundo.
  
Oremos:
Oh Señor Jesucristo, Hijo del Dios vivo, pon tu Pasión, tu Cruz y tu muerte entre tu juicio y mi alma, ahora y en la hora de mi muerte: y dígnate concederme gracia y misericordia, a los vivos y difuntos descanso y perdón, a tu Iglesia paz y concordia, y a nosotros pecadores, vida y gloria sempiterna. Tú que vives y reinas con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo y eres Dios, por todos los siglos de los siglos. Amén.
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A LA HORA TERCIA (09:00h)
  
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
  
℣. Por la señal de la Cruz, de nuestros enemigos.
℟. Líbranos, Dios nuestro.
   
℣. Oh Dios, entiende en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme
   
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, rey de la eterna gloria.
   
Gritan en la hora tercia: «Crucifícalo»,
Para burlarse lo visten de púrpura,
Atormentan su cabeza con corona de espinas.
Sobre sus hombros carga la Cruz hasta el lugar de la pena.
  
Antífona: El castigo de la muerte funesta es condenado, mientras que Cristo en la Cruz destruye la cadena de nuestros crímenes.
    
℣. Adorámoste, oh Cristo, y bendecímoste.
℟. Que por tu santa Cruz redimiste al mundo.
  
Oremos:
Oh Señor Jesucristo, Hijo del Dios vivo, pon tu Pasión, tu Cruz y tu muerte entre tu juicio y mi alma, ahora y en la hora de mi muerte: y dígnate concederme gracia y misericordia, a los vivos y difuntos descanso y perdón, a tu Iglesia paz y concordia, y a nosotros pecadores, vida y gloria sempiterna. Tú que vives y reinas con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo y eres Dios, por todos los siglos de los siglos. Amén.
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A LA HORA SEXTA (12:00h)
  
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
  
℣. Por la señal de la Cruz, de nuestros enemigos.
℟. Líbranos, Dios nuestro.
   
℣. Oh Dios, entiende en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme
   
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, rey de la eterna gloria.
   
A la hora sexta Jesús es clavado a la Cruz,
Y con los ladrones colgados es reputado:
Sediento por sus tormentos, es saciado con hiel,
¡Así fue escarnecido el Cordero que disuelve los pecados!
  
Antífona: Por el leño fuimos hechos esclavos, y por la santa Cruz hemos sido liberados: el fruto del árbol nos sedujo, el Hijo de Dios nos redimió.
    
℣. Adorámoste, oh Cristo, y bendecímoste.
℟. Que por tu santa Cruz redimiste al mundo.
  
Oremos:
Oh Señor Jesucristo, Hijo del Dios vivo, pon tu Pasión, tu Cruz y tu muerte entre tu juicio y mi alma, ahora y en la hora de mi muerte: y dígnate concederme gracia y misericordia, a los vivos y difuntos descanso y perdón, a tu Iglesia paz y concordia, y a nosotros pecadores, vida y gloria sempiterna. Tú que vives y reinas con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo y eres Dios, por todos los siglos de los siglos. Amén.
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
A LA HORA NONA (15:00h)
  
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
  
℣. Por la señal de la Cruz, de nuestros enemigos.
℟. Líbranos, Dios nuestro.
   
℣. Oh Dios, entiende en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme
   
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, rey de la eterna gloria.
   
En la hora nona el Señor Jesús expiró:
Clamando «Elí», encomendó al Padre su espíritu:
La lanza del soldado perforó su costado.
La tierra entonces tembló, y el sol se oscureció.
  
Antífona: ¡Oh magna obra de piedad! La muerte murió entonces, cuando en el leño de la Cruz murió el que es la vida.
    
℣. Adorámoste, oh Cristo, y bendecímoste.
℟. Que por tu santa Cruz redimiste al mundo.
  
Oremos:
Oh Señor Jesucristo, Hijo del Dios vivo, pon tu Pasión, tu Cruz y tu muerte entre tu juicio y mi alma, ahora y en la hora de mi muerte: y dígnate concederme gracia y misericordia, a los vivos y difuntos descanso y perdón, a tu Iglesia paz y concordia, y a nosotros pecadores, vida y gloria sempiterna. Tú que vives y reinas con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo y eres Dios, por todos los siglos de los siglos. Amén.
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
VÍSPERAS (18:00h)
  
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
  
℣. Por la señal de la Cruz, de nuestros enemigos.
℟. Líbranos, Dios nuestro.
   
℣. Oh Dios, entiende en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme
   
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, rey de la eterna gloria.
   
En la hora vespertina, es bajado de la Cruz.
La fortaleza se escondió en el alma divina.
Tal muerte soportó el Médico de la vida:
¡Ay! La Corona de la gloria yace inerte.
  
Antífona: Oh Cruz bendita, que sola fuiste digna de llevar el peso del mundo: dulce leño, dulces clavos, dulce peso portaste: tú sola excedes sobre todos los árboles de cedro: en la cual fue colgada la salvación del mundo, donde Cristo triunfó, y con su muerte venció eternamente a la muerte.
    
℣. Adorámoste, oh Cristo, y bendecímoste.
℟. Que por tu santa Cruz redimiste al mundo.
  
Oremos:
Oh Señor Jesucristo, Hijo del Dios vivo, pon tu Pasión, tu Cruz y tu muerte entre tu juicio y mi alma, ahora y en la hora de mi muerte: y dígnate concederme gracia y misericordia, a los vivos y difuntos descanso y perdón, a tu Iglesia paz y concordia, y a nosotros pecadores, vida y gloria sempiterna. Tú que vives y reinas con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo y eres Dios, por todos los siglos de los siglos. Amén.
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
   
COMPLETAS (21:00h)
  
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.
  
℣. Por la señal de la Cruz, de nuestros enemigos.
℟. Líbranos, Dios nuestro.
   
V. Conviértenos a Ti, Dios, Salvador nuestro.
R. Y aparta tu ira de nosotros.
   
℣. Oh Dios, entiende en mi ayuda.
℟. Señor, apresúrate a socorrerme
   
℣. Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
℟. Como era en el principio, y ahora, y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén. Desde la Septuagésima hasta la Pascua, en lugar del Aleluya, decir: Alabanza a ti, Señor, rey de la eterna gloria.
  
En la hora de completas le dan sepultura
Al noble Cuerpo de Cristo, esperanza de la vida futura.
Preparados los aromas, para cumplir la escritura:
Sea siempre mi cuidado recordar esta muerte.
  
Antífona: Salvador del mundo, sálvanos, que por tu Cruz y tu Sangre nos redimiste, Te suplicamos que nos socorras, ¡oh Dios nuestro!.
    
℣. Adorámoste, oh Cristo, y bendecímoste.
℟. Que por tu santa Cruz redimiste al mundo.
  
Oremos:
Oh Señor Jesucristo, Hijo del Dios vivo, pon tu Pasión, tu Cruz y tu muerte entre tu juicio y mi alma, ahora y en la hora de mi muerte: y dígnate concederme gracia y misericordia, a los vivos y difuntos descanso y perdón, a tu Iglesia paz y concordia, y a nosotros pecadores, vida y gloria sempiterna. Tú que vives y reinas con Dios Padre en la unidad del Espíritu Santo y eres Dios, por todos los siglos de los siglos. Amén.
   
Encomienda del alma, después de las Completas
Estas horas canónicas con devoción,
A Ti, oh Cristo, dirijo con piadosa intención:
Para que por el ferviente amor por el cual por mí padeciste,
Seas mi refrigerio en la agonía de mi muerte.
Amén.
   
En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los administradores se reservan el derecho de publicación, y renuncian a TODA responsabilidad por el contenido de los comentarios que no sean de su autoría. La blasfemia está estrictamente prohibida.

+Jorge de la Compasión (Autor del blog)

Jorge Rondón Santos (Editor colaborador)