NUESTRO ESTANDARTE

NUESTRO ESTANDARTE
LA CRUZ ES ESTABLE MIENTRAS QUE EL MUNDO DA VUELTAS

LOS QUE APOYAN EL ABORTO NO FUERON ABORTADOS

LOS QUE APOYAN EL ABORTO NO FUERON ABORTADOS
NO AL ABORTO. ELLOS NO TIENEN LA CULPA DE QUE NO LUCHASTEIS CONTRA VUESTRA CONCUPISCENCIA

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN
No hay forma de vivir sin Dios.

A PESAR DE ESCRIBIR EN LATÍN...

A PESAR DE ESCRIBIR EN LATÍN...

sábado, 13 de junio de 2015

FRANCISCO BERGOGLIO ES IGNORANTE EN CUANTO A LA CIENCIA (IGUAL QUE SOBRE LA RELIGIÓN)

Traducción del artículo publicado por TRADITION IN ACTION. Tomado de AMOR DE LA VERDAD. Vía MILES CHRISTI.
    
JUBILADOS DE LA NASA SE ENFRENTAN A FRANCISCO
 Por Cliff Kincaid*

Ante la próxima publicación de la encíclica papal sobre el cambio climático, prevista para el 18 de junio, se espera que los medios liberales juzguen el documento del Vaticano como un importante paso adelante para el programa de las Naciones Unidas en orden a controlar y gravar el uso de los recursos naturales por parte de gobiernos y personas.
   
Pero un grupo de científicos jubilados de la NASA advierte sobre el asunto directamente al Papa, pertrechados con la experiencia que han adquirido en décadas de planificación de misiones espaciales de los Estados Unidos y en el tratamiento de los más complejos y difíciles temas de la ciencia del clima.
  
Su veredicto: EL PAPA ESTÁ ARRIESGANDO SU ESTATUS MORAL Y SU CREDIBILIDAD.
   
De hecho, este grupo advierte directamente al Papa Francisco que si abraza la agenda climática de las Naciones Unidas, estará violando tanto los principios científicos como los valores religiosos que encarna, que se supone deben reflejarse en ayudar directamente a los pobres de la tierra.
 
Francisco Begroglio adhiere a los planes de la ONU (igual que sus antecesores conciliares)
      
Pero el Papa, que es tenido como “la persona más popular de la Tierra”, en palabras de Dan Misleh, director ejecutivo de la organización Alianza Católica para el Clima, presenta como un caso “moral” el hecho de que estemos en “un planeta todavía abundante, pero finito”, en el que deben imponerse límites para el crecimiento global industrial a nivel mundial.
   
La batalla empieza a adquirir forma, y es probable que ayude a determinar si la soberanía de los Estados Unidos tenga que ser sacrificada para hacer posible un sistema de “gobernanza global” o gobierno mundial.
  
En una decisión controvertida que podría ser contraproducente, el altavoz republicano de la Cámara, John Boehner (OH) ha invitado al Papa Francisco a dar un discurso ante el Congreso en septiembre, oportunidad que podría utilizar para impulsar agendas similares de cambio climático, tanto del Vaticano como del gobierno de Obama.
   
“El Papa está cometiendo un error”
Que un equipo de investigación compuesto principalmente por científicos e ingenieros de la NASA jubilados, haya entrado en el debate es relativamente nuevo y particularmente notable. Estas personas tienen gran experiencia en el área de cambio climático, por haber enviado astronautas a la atmósfera y al espacio exterior y haberlos hecho regresar a la tierra.
  
Los miembros del grupo, del Equipo de investigación en materia de Derecho Climático, son veteranos del programa Apolo de la NASA que hizo aterrizar a los astronautas en la Luna y los hizo volver de forma segura durante la década de los años 1960, según se lee en la introducción de su carta al Papa.
  
También tienen una página web que defiende su opinión de que no hay pruebas convincentes de que el planeta se encuentra en una “crisis climática”. Estos científicos jubilados sugieren que el Papa está cometiendo un gran error al guiarse por modelos informáticos poco fiables o no probados que predicen un “desastre climático”. Afirman:
    
“Las estrictas políticas de la NASA, fundándose en conceptos de sentido común y del método científico, nos invita a ignorar las proyecciones de modelos no validados en pro de un diseño crítico o decisiones operativas que impliquen la seguridad humana, fundadas en datos físicos disponibles.
    
Su portavoz es Harold H. Doiron, quien trabaja como presidente del Equipo de Investigación en el campo del Derecho Climático. Él dice al pontífice en su carta que “No hay ninguna razón científica o humanitaria convincente para la promulgación inmediata del control de emisiones de CO2 en todo el mundo, como las Naciones Unidas instan a recomendar”. Lo que es más, Doiron y sus colegas argumentan, que los pobres del mundo en desarrollo “necesitan tener acceso sin restricciones a las fuentes de energía de combustibles fósiles relativamente baratos para mejorar su calidad de vida”. De hecho, si no se produjeran altos niveles del CO2 atmosférico, no sólo no se obstaculizaría el desarrollo de las naciones pobres, sino más bien daría lugar a “una mayor producción de alimentos” que les beneficiaría. Rechazando la idea de que el CO2 es un contaminante que debe ser regulado, dijeron, “sabemos que el CO2 es un gas incoloro, inodoro y muy especialmente no contaminante diseñado por nuestro Creador como compuesto químico esencial para el mantenimiento de las plantas, los animales y la vida humana”.
   
Harold H. Doiron hizo su presentación en Roma el 28 de abril en un evento del Heartland Institute programado para advertir al Vaticano contra la idea de su colaboración con la agenda de cambio climático de la ONU.
   
Harold H. Doiron, Ph.D., intenta hacer entrar al "Papa" en razón antes que se ponga en ridículo (por enésima vez)
  
Él incluyó una presentación de PowerPoint titulada “Una evaluación independiente y objetiva sobre el Calentamiento Global causado por el hombre”, que se refiere a la agenda de la ONU como “alarmismo climático”, basada en modelos defectuosos y no en datos reales. Se espera que esta semana hable en Washington, DC, en la Décima Conferencia Internacional sobre el Cambio Climático.
  
En su presentación en Roma, Doiron dijo que era miembro de una parroquia católica en Texas, donde los feligreses “oraban para que el Papa Francisco tenga el discernimiento necesario en la controversia del calentamiento global”. En el periódico Fox News Sunday, el candidato presidencial republicano Rick Santorum, católico practicante, dijo que “en la Tierra hay problemas más acuciantes” que el cambio climático que el pontífice debería abordar. En vez de hacer caso omiso de las preocupaciones de los católicos conservadores, la Iglesia debería centrarse en cuestiones morales, como en un artículo publicado por el The New York Times titulado “El Papa Francisco intensifica su campaña sobre el Cambio Climático: los conservadores, alarmados”, informó que la encíclica papal “vendría acompañada de una campaña de 12 semanas, que intenta preparar a los obispos católicos para que participen en el planteamiento de la cuestión del cambio climático y la gestión ambiental, en sermones, homilías, entrevistas con los medios de prensa y cartas a los editores de periódicos”.
La fuente de esta declaración fue Dan Misleh, que ha sido invitado por el Vaticano para ayudar a coordinar la campaña. Anteriormente había dirigido los esfuerzos en el campo educacional de la Conferencia de Obispos católicos de Estados Unidos, y su departamento de Justicia, Paz y Desarrollo Humano.
  
Su grupo se ha convertido en parte del Movimiento Global Católico sobre el Clima, cuya página web muestra a unos pobres caminando a través de inundaciones, huracanes y humaredas en la que se insta a los visitantes de la web a “cambiar el rumbo”, y orar y luego actuar.
   
* Cliff Kincaid es un columnista conservador y crítico de los medios de comunicación.
Este artículo fue publicado por primera vez en Renew América el 08 de junio 2015

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si tu comentario posee insultos contra Dios y contra la Iglesia, no será publicado.

+Jorge de la Compasión (Autor del blog)

Jorge Rondón Santos (Editor colaborador)