Vexílla Regis

Vexílla Regis
MIENTRAS EL MUNDO GIRA, LA CRUZ PERMANECE

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER
NO AL ABORTO. ELLOS NO TIENEN LA CULPA DE QUE NO LUCHASTEIS CONTRA VUESTRA CONCUPISCENCIA

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN
No hay forma de vivir sin Dios.

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

sábado, 1 de mayo de 2021

LETANÍA DEL ESPÍRITU SANTO, EN LATÍN Y ESPAÑOL

Tomado de Horæ sacræ vitæ sacerdotális, seu Sacérdos orans ac méditans, compilado por el padre Karl Eggert, predicador de la catedral de Santa María en Múnich, publicado en Ratisbona en 1841. Traducción propia.
     
   
LATÍN
Kýrie, eléison.
Christe, eléison.
Kýrie, eléison.
  
Christe, audi nos.
Christe, exáudi nos.
  
Pater de cœlis Deus, misérere nobis.
Fili Redémptor mundi Deus, misérere nobis.
Spíritus Sancte Deus, misérere nobis.
Sancta Trínitas unus Deus, misérere nobis.
  
Spíritus Sancte, a Patre Filióque procédens, miserére nobis.
Spíritus veritáte, miserére nobis.
Spíritus sapiéntiæ, miserére nobis.
Spíritus intelléctus, miserére nobis.
Spíritus fortitúdinis, miserére nobis.
Spíritus pietátis, miserére nobis.
Spíritus recti consílii, miserére nobis
Spíritus sciéntiæ, miserére nobis.
Spíritus sancti timóris Dei, miserére nobis.
Spiritus charitátis, miserére nobis.
Spiritus gáudii, miserére nobis.
Spíritus pacis, miserére nobis.
Spíritus patiéntiæ, miserére nobis.
Spíritus benignitátis, miserére nobis.
Spíritus bonitátis, miserére nobis.
Spíritus longanimitátis, miserére nobis.
Spíritus mansuetúdinis, miserére nobis.
Spíritus fídei et spei, miserére nobis.
Spíritus modéstiæ, miserére nobis.
Spíritus continéntiæ, miserére nobis.
Spíritus castitátis, miserére nobis.
Spíritus humilitátis, miserére nobis.
Spíritus prudéntiæ, miserére nobis.
Spíritus vitæ et salútis, miserére nobis.
Spíritus virtútum, miserére nobis.
Spíritus multifórmis grátiæ, miserére nobis.
Spíritus adoptiónis filiórum Dei, miserére nobis.
Purifícator animárum nostrárum, miserére nobis.
Ecclésiæ Cathólicæ Sanctifícator et Rector, miserére nobis.
Scrutans corda et renes Deus, miserére nobis.
Cœléstium donórum distríbutor, miserére nobis.
Diréctor cogitatiónum et intentiónum cordis, miserére nobis.
Secúrum in omni adversitáte præsídium, miserére nobis.
Dulcédo in tuo servítio incipiéntium, miserére nobis.
Virtus in te proficiéntium, miserére nobis.
Coróna perfectórum, miserére nobis.
Gáudium Angelórum, miserére nobis.
Illuminátio Patriarchárum, miserére nobis.
Os et sapiéntia Apostolórum, miserére nobis.
Victória Mártyrum, miserére nobis.
Sciéntia Confessórum, miserére nobis.
Púritas Vírginum, miserére nobis.
Únctio Sanctórum ómnium, miserére nobis.
    
Propítius esto, parce nobis, Sancte Spíritus.
Propítius esto, exáudi nos, Sancte Spíritus.
   
Ab omni malo, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab omni peccáto, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab ómnibus tentatiónibus et insídiis diáboli, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab omni præsumptióne et desperatióne, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab impugnatióne veritátis agnítæ, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab invidéntia fratérnæ grátiæ, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab omni obstinatióne et impœniténtia, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab omni negligéntia et torpóre ánimi, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab omni immundítia mentis et córporis, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab hærésibus et erróribus univérsis, libéra nos, Sancte Spíritus.
Ab omni malo spíritu, libéra nos, Sancte Spíritus.
A mala et ætérna morte, libéra nos, Sancte Spíritus.
Per ætérnam ex Patre Filióque processiónem tuam, libéra nos, Sancte Spíritus.
Per miraculósam conceptiónem Fílii Dei, libéra nos, Sancte Spíritus.
Per descensiónem tuam super Christum baptizátum, libéra nos, Sancte Spíritus.
Per sanctam apparitiónem tuam in transfiguratióne Dómini, libéra nos, Sancte Spíritus.
Per advéntum tuum super discípulos Christi, libéra nos, Sancte Spíritus.
In die Judícii, libéra nos, Sancte Spíritus.
   
Peccatóres, te rogámus, áudi nos.
Ut nobis parcas, te rogámus, áudi nos.
Ut omnia Ecclésiæ membra vivificáre, et sanctificáre digneris, te rogámus, áudi nos.
Ut grátia tua sancta et efficáci nos ubíque præveníre, comitári et subséquii dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut veræ pietátis, devotiónis et oratiónis donum nobis dare dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut omnes cogitatiónes, verba et ópera nostra ad te dirígere et sanctificáre dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut veræ humilitátis omniúmque virtútum præsídia nobis dare dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut sanctæ paupertátis stúdium in nobis augére dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut donum mansuétæ patiéntiæ in nobis plantáre dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut grátiam lacrymárum nobis dare dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut ad veram justítiam nos contínuo aspiráre concédas, te rogámus, áudi nos.
Ut sinceros misericórdiæ charitátisque afféctus nobis inspiráre dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut spíritum novum et cor mundum in nobis creáre dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut ad tolerándas propter justítiam persecutiónes nos dignos et fortes effícias, te rogámus, áudi nos.
Ut nos in grátia tua confirmáre dignéris, te rogámus, áudi nos.
Ut nos in númerum Electórum tuórum recípias, te rogámus, áudi nos.
Ut nos exaudíre dignéris, te rogámus, áudi nos.
Spíritus Sancte Deus, te rogámus, áudi nos.
   
Agnus Dei, qui tollis peccáta mundi, Effúnde in nos Spíritum Sanctum.
Agnus Dei, qui tollis peccáta mundi, Emítte promíssum in nos Patris Spíritum. 
Agnus Dei, qui tollis peccáta mundi, Da nobis Spíritum bonum.
   
Spíritus Sancte, Áudi nos. 
Spíritus Paráclete, Exáudi nos.
   
Kýrie, eléison. 
Christe, eléison.
Kýrie, eléison.
   
Pater noster, qui es in Cœlis, sanctificétur Nomen tuum. Advéniat Regnum tuum. Fiat Volúntas tua, sicut in Cœlo et in terra. Panem nostrum quotidiánum da nobis hódie, et dimítte nobis débita nostra, sicut et nos dimíttimus debitóribus nostris. Et ne nos indúcas in tentatiónem, sed líbera nos a malo.
    
℣. Emítte Spíritum tuum, et creabúntur.
℟. Et renovábis faciem terræ.
℣. Cor mundum crea in me, Deus.
℟. Et spíritum rectum ínnova in viscéribus meis.
℣. Ne projícias me a fácie tua.
℟. Et Spíritum Sanctum tuum ne áuferas a me.
℣. Redde mihi lætítiam salutáris tui.
℟. Et Spíritu principáli confírma me.
℣. Spíritus Sancti grátia.
℟. Illúminet sensus et corda nostra.
℣. Dómine, exáudi oratiónem meam.
℟. Et clamor meus ad te véniat. 

Orémus.
  
ORATIO
Deus, qui corda fidélium Sancti Spíritus illustratióne docuísti: da nobis in eódem Spíritu recta sápere; et de ejus semper consolatióne gaudére. Per Dóminum nostrum Jesum Christum, Fílium tuum: qui tecum vivit et regnat in unitáte ejúsdem Spíritus Sancti Deus, per ómnia sǽcula sæculórum. Amen.
  
TRADUCCIÓN
Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo, ten piedad de nosotros.
Señor, ten piedad de nosotros
   
Cristo, óyenos
Cristo, escúchanos.
  
Dios Padre celestial, ten piedad de no­sotros.
Dios Hijo Redentor del mundo, ten pie­dad de nosotros.
Dios Espíritu Santo, ten piedad de nosotros.
Santísima Trinidad que eres un sólo Dios, ten piedad de nosotros.
  
Espíritu Santo, procedente del Padre y del Hijo, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la verdad, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la sabiduría, ten piedad de nosotros.
Espíritu del entendimiento, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la fortaleza, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la piedad, ten piedad de nosotros.
Espíritu del buen consejo, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la verdadera ciencia, ten piedad de nosotros.
Espíritu del santo temor de Dios, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la caridad, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la alegría, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la paz, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la paciencia, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la benignidad, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la bondad, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la longanimidad, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la mansedumbre, ten piedad de nosotros.
Espíritu de fe y esperanza, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la modestia, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la continencia, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la castidad, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la humildad, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la prudencia, ten piedad de nosotros.
Espíritu de vida y salvación, ten piedad de nosotros.
Espíritu de las virtudes, ten piedad de nosotros.
Espíritu multiforme en gracia, ten piedad de nosotros.
Espíritu de la adopción de los hijos de Dios, ten piedad de nosotros.
Purificador de nuestras almas, ten piedad de nosotros.
Santificador y guía de la Iglesia Católica, ten piedad de nosotros.
Escrutador del corazón y las entrañas de Dios, ten piedad de nosotros.
Distribuidor de los dones celestiales, ten piedad de nosotros.
Conocedor de los pensamientos y de las intenciones del corazón, ten piedad de nosotros.
Refugio seguro en toda adversidad, ten piedad de nosotros.
Dulzura de los que comienzan a servirte, ten piedad de nosotros.
Virtud de los que en ti avanzan, ten piedad de nosotros.
Corona de los perfectos, ten piedad de nosotros.
Alegría de los Ángeles, ten piedad de nosotros.
Luz de los Patriarcas, ten piedad de nosotros.
Inspiración de los Profetas, ten piedad de nosotros.
Palabra y sabiduría de los Apóstoles, ten piedad de nosotros.
Victoria de los Mártires, ten piedad de nosotros.
Ciencia de los Confesores, ten piedad de nosotros.
Pureza de las Vírgenes, ten piedad de nosotros.
Unción de todos los Santos, ten piedad de nosotros.
  
Sednos propicio. Perdónanos, Espíritu Santo.
Sednos propicio. Escúchanos, Espíritu Santo.
  
De todo mal, líbranos, Espíritu Santo.
De todo pecado, líbranos, Espíritu Santo.
De todas las tentaciones y acechanzas del demonio, líbranos Señor.
De toda presunción y desesperación, líbranos Señor.
Del ataque a la verdad revelada, líbranos Señor.
De la envidia de la gracia fraterna, líbranos Señor.
De toda obstinación e impenitencia, líbranos Señor.
De toda negligencia y liviandad de espíritu, líbranos Señor.
De toda impureza de la mente y del cuerpo, líbranos Señor.
De todas las herejías y errores, líbranos Señor.
De todo mal espíritu, líbranos Señor.
De la muerte súbita y eterna, líbranos Señor.
Por tu eterna procedencia del Padre y del Hijo, líbranos Señor.
Por la milagrosa concepción del Hijo de Dios, líbranos Señor.
Por tu descendimiento sobre Jesús bautizado, líbranos Señor.
Por tu santa aparición en la transfiguración del Señor, líbranos Señor.
Por tu venida sobre los discípulos del Señor, líbranos Señor.
En el día del Juicio, líbranos Señor.
  
Nosotros pecadores, te rogamos óyenos.
Para que nos perdones, te rogamos óyenos.
Para que te dignes vivificar y santificar a todos los miembros de la Iglesia, te rogamos óyenos.
Para que te dignes con tu gracia santa y eficaz antecedernos, acompañarnos y seguirnos en todas partes, te rogamos óyenos.
Para que te dignes concedernos el don de la verdadera piedad, devoción y oración, te rogamos óyenos.
Para que te dignes dirigir hacia ti y santificar nuestros pensamientos, palabras y obras, te rogamos óyenos.
Para que te dignes darnos la humildad y ampararnos en todas las virtudes, te rogamos óyenos.
Para que te dignes aumentar en nosotros el estudio de la santa pobreza, te rogamos óyenos.
Para que te dignes plantar en nosotros el don de la mansa paciencia, te rogamos óyenos.
Para que te dignes darnos la gracia de las lágrimas, te rogamos óyenos.
Para que nos concedas aspirar continuamente a la verdadera justicia, te rogamos óyenos.
Para que te dignes inspirarnos sinceros afectos de misericordia y de caridad, te rogamos óyenos.
Para que te dignes crear en nosotros un espíritu nuevo y un corazón puro, te rogamos óyenos.
Para que nos hagas dignos y fuertes, para soportar las persecuciones por amor a la justicia, te rogamos óyenos.
Para que te dignes confirmarnos en tu gracia, te rogamos óyenos.
Para que nos recibas en el número de tus elegidos, te rogamos óyenos.
Para que te dignes atendernos, te rogamos óyenos.
Espíritu de Dios, te rogamos óyenos.
  
Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo, envíanos el Espíritu Santo.
Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo, mándanos el Espíritu prometido del Padre.
Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo, danos el buen Espíritu.
  
Espíritu Santo, óyenos.
Espíritu Paráclito, Escúchanos.
  
Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo, ten piedad de nosotros
Señor, ten piedad de nosotros
  
Padre nuestro, que estás en los Cielos, santificado sea tu Nombre. Venga a nos el tu Reino. Hágase tu Voluntad, así en la tierra como en el Cielo. El pan nuestro de cada día dánosle hoy, y perdónanos nuestras deudas, así como también nosotros perdonamos a nuestros deudores. Y no nos dejes caer en la tentación, mas líbranos del mal.
  
℣. Envía tu Espíritu y todo será creado.
℟. Y renovarás la faz de la tierra. 
℣. Crea en mí, oh Dios, un corazón puro.
℟. Y renueva en mis entrañas el espíritu de rectitud.
℣. No me arrojes de tu presencia.
℟. Y no retires de mí tu santo espíritu.
℣. Restitúyeme la alegría de tu Salvador.
℟. Y fortaléceme con un espíritu de príncipe.
℣. La gracia del Espíritu Santo.
℟. Ilumine nuestros sentidos y corazones.
℣. Señor, escucha mi oración.
℟. Y llegue a ti mi clamor.
  
Oremos:
ORACIÓN
Oh Dios, que aleccionaste a los corazones de tus fieles con la ciencia del Espíritu Santo, haz que, guiados por este mismo Espíritu, saboreemos las dulzuras del bien, y gocemos siempre de sus divinos consuelos. Por nuestro Señor Jesucristo tu Hijo, que contigo vive y reina en la unidad del mismo Espíritu Santo y es Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los administradores se reservan el derecho de publicación, y renuncian a TODA responsabilidad por el contenido de los comentarios que no sean de su autoría. La blasfemia está estrictamente prohibida.

+Jorge de la Compasión (Autor del blog)

Jorge Rondón Santos (Editor colaborador)