Vexílla Regis

Vexílla Regis
MIENTRAS EL MUNDO GIRA, LA CRUZ PERMANECE

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER
NO AL ABORTO. ELLOS NO TIENEN LA CULPA DE QUE NO LUCHASTEIS CONTRA VUESTRA CONCUPISCENCIA

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN
No hay forma de vivir sin Dios.

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

sábado, 17 de julio de 2021

HUMILDAD DE SANTA MARÍA

     
En 1383, Paolo Serafini de Módena pintó para el altar de la capilla de Santa María Forispórtæ, cerca de la Puerta Vieja de Pistoya, una imagen de la Virgen de la Humildad (sentada en el suelo –en latín «humus», de donde se deriva «humílitas»– sobre un cojín, estilo muy común en la Italia del Trescientos y favorito entre las órdenes mendicantes, particularmente los dominicos), imagen que cien años después protagonizará un milagro.
  
Refiere Michelangelo Salvi en el tomo segundo de su Historia de Pistoya que la ciudad era escenario de una guerra de bandos protagonizada por las familias Panichi y Cancellieri, iniciada dos años atrás con el asesinato de Matteo Panici, aliado de los Médici de Florencia. El sábado 17 de Julio de 1490, mientras el padre Matteo Benannati ofrecía el Santo Sacrificio de la Misa, la imagen comenzó a sudar un líquido color bermellón que llegaba a los pies de la Imagen. Algunos feligreses hicieron sonar las campanas y otros dieron aviso en el pueblo, congregándose en el sitio más de 2000 personas. Incluso de los bandos partieron a ver el milagro, que duró varios meses.
    
Los pistoyenses lloraron ante esta dolorosa vista de la Santísima Virgen, causada por la obstinación en el odio y las divisiones, jurando paz y perdón, y prometieron construir un santuario para la Medianera celestial.
  
Después de un profundo y detallado examen, el obispo de Pistoya Niccolò Pandolfini Valori, el Podestà Giuliano di Domenico Ciai, el Capitán del Pueblo Zanobi di Sandro Biliotti, el Gonfaloniero Jacopo di Jacopo Buonfanti y los Priores (comisarios) de Florencia Pietro di Francesco Vettori y Giovanbattista di Luigi Ridolfi declararon la autenticidad del milagro. El entusiasmo y la devoción en torno de la milagrosa imagen sobrepasó la pequeña capilla, y motivó a construir el actual santuario en 1509 por el arquitecto pistotense Andrea Vitoni, y luego de asumir Giorgio Vasari la terminación del mismo en 1561, fue dedicado el 31 de Diciembre de 1582. En 1931, Pío XI lo declaró Basílica menor.
   
Hay en Roma una hermosa capilla en honor a la Virgen de la Humildad (actualmente parte del Pontificio Colegio Norteamericano), construida en 1601 y 1641 a encargo de Francesca Baglioni de Médici, viuda de Orsini. Esta iglesia era la favorita del Papa Pío IX, de quien se cuenta cuando era niño oía Misa allí.
   
ORACIÓN
Oh Dios, que miras la humildad y la conoces desde lo alto: concede a tus siervos seguir siempre con pureza de corazón la humildad de la Bienaventurada siempre Virgen Santa María, cuya virginidad tanto te agradó, y cuya humildad concibió a tu Hijo, Jesucristo nuestro Señor, que vive y reina contigo por los siglos de los siglos. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los administradores se reservan el derecho de publicación, y renuncian a TODA responsabilidad por el contenido de los comentarios que no sean de su autoría. La blasfemia está estrictamente prohibida.

+Jorge de la Compasión (Autor del blog)

Jorge Rondón Santos (Editor colaborador)