Vexílla Regis

Vexílla Regis
MIENTRAS EL MUNDO GIRA, LA CRUZ PERMANECE

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER
NO AL ABORTO. ELLOS NO TIENEN LA CULPA DE QUE NO LUCHASTEIS CONTRA VUESTRA CONCUPISCENCIA

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN
No hay forma de vivir sin Dios.

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

miércoles, 31 de octubre de 2018

ORACIÓN DE PÍO XII POR LAS FAMILIAS CRISTIANAS

Señor, Dios de bondad y de misericordia, que en el mundo del mal y del pecado has ofrecido a la sociedad de los redimidos como purísimo espejo de piedad, de justicia y de amor la Santa Familia de Nazaret, ¡ay!, mira cómo la familia está hoy por todas partes acechada, y cómo todo se conjura para profanarla, arrancándole la fe, la religión y la costumbre.
  
Asiste, ¡oh Señor!, la obra de tus manos. Protege en nuestros hogares las virtudes domésticas, garantía única de concordia y de paz.
  
Ven y suscita los defensores de la familia. Suscita los apóstoles de los nuevos tiempos, que en tu Nombre, con el mensaje de Jesucristo y con la santidad de la vida reclamen a la fidelidad los cónyuges, al ejercicio de la autoridad los padres, a la obediencia los hijos, a la modestia las jóvenes, a la estima y al amor de la casa por Ti bendecida las mentes y los corazones de todos.
  
Restaurada en Jeuscristo sobre los ejemplos del divino modelo de Nazaret, reencuentre la familia cristiana su rostro; retorne en santuario todo doméstico nido; se vuelva a encender en todo hogar la llama de la fe, que la adversidad lleva con paciencia, la prosperidad con moderación, y todo compone en el orden y en la paz.
   
Bajo tu paternal mirada, ¡oh Señor!, y confiada en tu Providencia, con el amoroso patrocinio de Jesús, María y José, será la familia asilo de virtud y escuela de sabiduría. Será reposo en los afanes de la vida, testimonio de las promesas de Cristo. Ella, ante la presencia del mundo, te dará gloria, Padre, y a tu Hijo Jesús, hasta que se reúna con todos sus miembros a cantar tus alabanzas en los siglos eternos. Así sea.
  
Oración compuesta por Pío XII el 31 de Octubre de 1954. En Discorsi e Radiomessaggi di Sua Santità Pio XII, tomo XVI, pág. 500. Tipografía Políglota Vaticana, 1955.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los administradores se reservan el derecho de publicación, y renuncian a TODA responsabilidad por el contenido de los comentarios que no sean de su autoría. La blasfemia está estrictamente prohibida.

+Jorge de la Compasión (Autor del blog)

Jorge Rondón Santos (Editor colaborador)