Vexílla Regis

Vexílla Regis
MIENTRAS EL MUNDO GIRA, LA CRUZ PERMANECE

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER
NO AL ABORTO. ELLOS NO TIENEN LA CULPA DE QUE NO LUCHASTEIS CONTRA VUESTRA CONCUPISCENCIA

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN
No hay forma de vivir sin Dios.

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

miércoles, 12 de febrero de 2020

EL DELIRIO PAPÓLATRA POR “Querida Amazonía”

Ayer se filtró el texto de la Exhortación Apostólica Post-sinodal “Querida Amazonía”, cuya publicación oficial se espera para hoy 12.
 
 
El documento, que no incluye mención explícita de los temas más polémicos del Sínodo de los Obispos sobre la Amazonía (“Viri probáti”, ordenación de mujeres como “Diaconisas”, Rito Amazónico, et cœ́tera), incluye el poema «Amazonas» del chileno “Pablo Neruda” (Neftalí Reyes Basoalto); otro de Pedro Casaldáliga Pla CMF “Mons. Hoz y Martillo” («Carta de navegar (Por el Tocantins amazónico)»); y una parte de un prólogo de «El Hablador», de Mario Vargas Llosa.
  
Aquí algunos apartes del texto:
  • “Sobre la inculturación litúrgica, particularmente el ‘rito amazónico’”: «81. La inculturación de la espiritualidad cristiana en las culturas de los pueblos originarios tiene en los sacramentos un camino de especial valor, porque en ellos se une lo divino y lo cósmico, la gracia y la creación. En la Amazonia no deberían entenderse como una separación con respecto a lo creado. Ellos “son un modo privilegiado de cómo la naturaleza es asumida por Dios y se convierte en mediación de la vida sobrenatural”. Son una plenificación de lo creado, donde la naturaleza es elevada para que sea lugar e instrumento de la gracia, para “abrazar el mundo en un nivel distinto”. Si estamos realmente convencidos de que este es el caso, entonces se debe hacer todo lo posible para garantizar que los pueblos amazónicos no carezcan de este alimento de nueva vida y el sacramento del perdón.
       
    82. En la Eucaristía, Dios “en el colmo del misterio de la Encarnación, quiso llegar a nuestra intimidad a través de un pedazo de materia. […] [Ella] une el cielo y la tierra, abraza y penetra todo lo creado”. Por esa razón puede ser “motivación para nuestras preocupaciones por el ambiente, y nos orienta a ser custodios de todo lo creado”. Así “no escapamos del mundo ni negamos la naturaleza cuando queremos encontrarnos con Dios”. Esto nos permite recoger en la liturgia muchos elementos propios de la experiencia de los indígenas en su íntimo contacto con la naturaleza y estimular expresiones autóctonas en cantos, danzas, ritos, gestos y símbolos. Ya el Concilio Vaticano II había pedido este esfuerzo de inculturación de la liturgia en los pueblos indígenas, pero han pasado más de cincuenta años y hemos avanzado poco en esta línea».
       
  • “Sobre los sacerdotes casados”: «89. En las circunstancias específicas de la región amazónica, particularmente en sus bosques y lugares más remotos, se debe encontrar una manera de garantizar este ministerio sacerdotal. Los laicos pueden proclamar la palabra de Dios, enseñar, organizar comunidades, celebrar ciertos sacramentos, buscar diferentes formas de expresar la devoción popular y desarrollar la multitud de dones que el Espíritu derrama en medio de ellos. Pero necesitan la celebración de la Eucaristía porque “hace a la Iglesia”. Incluso podemos decir que “no se construye una comunidad cristiana que no crezca ni dependa de la celebración de la Santísima Eucaristía”. Si estamos realmente convencidos de que este es el caso, entonces se debe hacer todo lo posible para garantizar que los pueblos amazónicos no carezcan de este alimento de nueva vida y el sacramento del perdón.
       
    90. Esta necesidad urgente me lleva a instar a todos los obispos, especialmente a los de América Latina, no solo a promover la oración por las vocaciones sacerdotales, sino también a ser más generosos para alentar a aquellos que muestran una vocación misionera a optar por la región amazónica. Al mismo tiempo, es apropiado que la estructura y el contenido de la formación sacerdotal inicial y continua se revisen a fondo, para que los sacerdotes puedan adquirir las actitudes y habilidades exigidas por el diálogo con las culturas amazónicas. Esta formación debe ser preeminentemente pastoral y favorecer el desarrollo de la misericordia sacerdotal».
        
  • “Sobre la ordenación de mujeres – diaconisas”: «100. Esto nos convoca a ampliar nuestra visión, para no restringir nuestra comprensión de la Iglesia a sus estructuras funcionales. Tal reduccionismo nos llevaría a creer que a las mujeres se les otorgaría un mayor estatus y participación en la Iglesia solo si fueran admitidas en las Ordenes Sagradas. Pero ese enfoque de hecho reduciría nuestra visión; nos llevaría a clericalizar a las mujeres, disminuir el gran valor de lo que ya han logrado, y hacer que su contribución indispensable sea menos eficaz.
       
    103. En una Iglesia sinodal, aquellas mujeres que de hecho tienen un papel central que desempeñar en las comunidades amazónicas deberían tener acceso a puestos, incluidos los servicios eclesiales, que no impliquen órdenes sagradas y que puedan significar mejor el papel que les corresponde. Aquí debe notarse que estos servicios implican estabilidad, reconocimiento público y una comisión del obispo. Esto también permitiría a las mujeres tener un impacto real y efectivo en la organización, las decisiones más importantes y la dirección de las comunidades, mientras continúan haciéndolo de una manera que refleje su feminidad».
Como veréis, ante la filtración, el ambiente neocón y papólatra están que brincan de un pie dándole a su Bergoglio un mérito que no tiene (hasta elevándolo a Confesor de la Fe), y haciendo burla de los “profetas del desastre” que advertían sobre la introducción de estas novedades.
 
 
Pero el hecho que no salieran publicadas NO SIGNIFICA QUE NO EXISTIERAN (acordaos, por ejemplo, del proceso que hubo hasta llegar al polémico y heterodoxo Humánæ Vitæ). Lo que pasa es que Bergoglio QUISO (y todavía lo QUIERE), pero NO PUDO, toda vez que las múltiples protestas, cruzadas de oraciones y el libro de Ratzinger y Sarah (por el cual fue despedido Georg Gänswein),  le impidieron tocar el tema del celibato (que de todas maneras quedó reducido a lo disciplinario en el Sínodo de Octubre de 2019).
  
Así pues, esto es sólo una anestesia en preparación al surgimiento de la Iglesia Amazónica, la implementación de los pactos Económicos (Encuentro “Economía de Francisco”, del 26 al 28 de Marzo en Asís) y Educativos (Encuentro “Reconstruir el Pacto educativo global”, el 14 de Mayo) a la luz de Laudato Sii y del documento de Abu Dhabi, y una reforma a la Curia Romana que difundirá mayor libertad a las Conferencias Episcopales (del cual el Sínodo Alemán es un botón de muestra).

Finalmente, exhortamos a no dejarse engañar por la Jerarquía apóstata ni por los papólatras, y a que abandonen de una vez por todas ese barco encallado que hace agua en el modernismo que es la secta deuterovaticana.
 
JORGE RONDÓN SANTOS
12 de Febrero de 2020 (Año Santo Josefino)
Miércoles de Septuagésima. Fiesta de los Siete Santos Fundadores de la Orden de los Siervos de María.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los administradores se reservan el derecho de publicación, y renuncian a TODA responsabilidad por el contenido de los comentarios que no sean de su autoría. La blasfemia está estrictamente prohibida.

+Jorge de la Compasión (Autor del blog)

Jorge Rondón Santos (Editor colaborador)