Vexílla Regis

Vexílla Regis
MIENTRAS EL MUNDO GIRA, LA CRUZ PERMANECE

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER

LOS QUE APOYAN EL ABORTO PUDIERON NACER
NO AL ABORTO. ELLOS NO TIENEN LA CULPA DE QUE NO LUCHASTEIS CONTRA VUESTRA CONCUPISCENCIA

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN

NO QUEREMOS QUE SE ACABE LA RELIGIÓN
No hay forma de vivir sin Dios.

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

ORGULLOSAMENTE HISPANOHABLANTES

miércoles, 30 de septiembre de 2020

BERGOGLIO, A VUELTAS CON SAN JERÓNIMO

Hoy Bergoglio hizo publicar la Carta Apostólica “Sacræ Scriptúræ Afféctus”, en ocasión del 1600º aniversario del tránsito del Doctor Máximo San Jerónimo. Como no podía ser de otra manera, lo “conmemora” haciendo alusión a las Sagradas Escrituras, la obsesión sui géneris de los modernistas (porque insisten machaconamente al “Pueblo de Dios” que la lean, pero tuercen su sentido y rechazan la interpretación auténtica que le ha dado la Iglesia por más de 2000 años –¿qué esperáis, si el modernismo es la versión “catolicada” del protestantismo–).
  
No vamos a fastidiaros trayendo el texto completo, si no que vamos a hacer análisis sobre algunos elementos puntuales:
  
La carta encabeza con una referencia a la Oración que el Misal Montini-Bugniniano le dedica a San Jerónimo (de hecho, el título de la Carta sale de la Oración):
«Deus, qui beáto Hierónymo presbýtero suávem et vivum Scriptúræ Sacræ afféctum tribuísti, da, ut pópulus tuus verbo tuo ubérius alátur, et in eo fontem vitæ invéniat (Oh, Dios, que concediste al presbítero san Jerónimo un amor suave y vivo a la Sagrada Escritura, haz que tu pueblo se alimente de tu palabra con mayor abundancia y encuentre en ella la fuente de la vida
Y hace un recuento de la vida de San Jerónimo, donde no faltan las sensiblerías y el empirismo. Acto seguido, presenta siete puntos:
  1. «La clave sapiencial de su retrato»: Bergoglio dice que la vida de San Jerónimo está conjugada en dos aspectos, que han sido tema de representación artística: el asceta (plasmado por Leonardo da Vinci) y el teólogo (representado por Alberto Durero). Aspectos sintetizados en el lienzo de Caravaghio en la Galería Borghese de Roma.
  2. «Amor por la Sagrada Escritura»: Hecha una alusión “al vuelo” de la crítica literaria que hacen los biblistas modernos, Bergoglio se explaya en la importancia del Antiguo Testamento, más allá del simple repertorio de profecías que se cumplen en la persona y ministerio de Jesús:
    «El Antiguo Testamento no debe considerarse como un vasto repertorio de citas que demuestran el cumplimiento de las profecías en la persona de Jesús de Nazaret. En cambio, más radicalmente, sólo a la luz de las “figuras” veterotestamentarias es posible comprender plenamente el significado del acontecimiento de Cristo, cumplido en su muerte y resurrección».
    Claro, si Bergoglio dijo más arriba que San Jerónimo «se confió a un hermano judío, convertido al cristianismo, que lo introdujo en el conocimiento de la nueva lengua hebrea y de los sonidos, que definió “palabras fricativas y aspiradas”»; y en otra ocasión que «en cada cristiano hay un judío».
  3. «El estudio de la Sagrada Escritura»: Bergoglio, por un lado, vuelve al tema de la obediencia de la fe: obediencia a Dios en cuanto autor de la Sagrada Escritura, y a los intérpretes de la misma (eso sí, obediencia que «no es una mera recepción pasiva de lo que es conocido; al contrario, requiere el compromiso activo de la investigación personal»). Por la otra, se lamenta que la Sagrada Escritura sea desconocida y minusvalorada por las facultades de teología, y desconocida por el grueso de los fieles (justificándose en esto el “Domingo de la Palabra de Dios” creado el año anterior, para –según él– enriquecer de sentido y orientar jerárquicamente hacia Cristo la “religiosidad popular” –nombre despectivo que usan los modernistas para referirse a la devoción–).
  4. «La Vulgata»: Se hace un resumen del proceso de la traducción de la Biblia al latín vulgar por San Jerónimo (huelga decir que la labor que le encomendara el Papa San Dámaso fue hacer una revisión desde los originales griego y hebreo a la Vetus Latína –que era la versión latina traducida del griego, y cuyo eco aún sobrevive en la liturgia: el Gloria in excélsis y el Pater noster en el Rito Romano tradicional siguen la Vetus Latína–), cómo tras pasar ciertas oposiciones (San Agustín le reprochó apartarse de la Septuaginta en su labor de traducción; y la Vetus Latína –que llegó hasta Irlanda vía España– coexistió con la Vulgáta hasta el siglo XII), llegó a ser aceptada como auténtica por el Concilio de Trento –aunque para los Salmos en la Misa y el Breviario se acogió el Psaltérium Gallicánum y la temprana Versión Romana del salmo 94: “Venite, exsultémus Dómino”, no así la jeronimiana versión juxta Hebráicum– (para luego ser remplazada por la wojtyliana Nova Vulgáta, haciendo escala por el nunca suficientemente deplorado Salterio de Bea).
  5. «La traducción como inculturación»: Bergoglio presenta la Vulgáta de la que habló en el título anterior como una “inculturación”, y la labor de traducir en general como un “acto de hospitalidad” necesario para la “cultura del encuentro”. En esta óptica es que destaca que la labor misionera ha contribuido al estudio de los idiomas.
  6. «Jerónimo y la cátedra de Pedro»: Se resalta la lealtad de San Jerónimo al Papa San Dámaso en una época en la que afloraban muchas herejías, contra las cuales combatió nuestro santo (de ahí que el Martirologio Romano tradicional expresa que «multa hærésum monstra gládio suæ doctrínæ confódit», «con la espada de su doctrina atravesó a muchos monstruos de herejía»). Aquí, sin embargo, este aparte ha de verse no como un reclamo de unidad a la Cátedra de San Pedro, sino como un dardo que desesperado lanza Bergoglio contra sus críticos viendo que su “autoridad” ha sido puesta en entredicho ¡POR SUS PROPIAS ACCIONES Y PALABRAS!
  7. «Amar lo que Jerónimo amó»: Resaltando el testimonio que sus contemporáneos daban de San Jerónimo como estudioso infatigable, Bergoglio apela, particularmente a los jóvenes, a que «vayan en busca de su herencia. El cristianismo los convierte en herederos de un patrimonio cultural insuperable del que deben tomar posesión. Apasiónense de esta historia, que es de ustedes» (aun a sabiendas que estudiando el patrimonio de la Iglesia hallarán que el modernismo imperante es ajeno a él, pero sobre esto no nos hacemos ilusiones); concluyendo con la presentación de la Virgen Santísima como “modelo de lectura orante de la Escritura”.

Si miramos las referencias citadas (61 en total), vemos que: 
  • 27 son modernistas, destacando la edición modernista del Denzinger por Antonio Schönmetzer SJ en 1963, Giovanni Battista Montini Alghisi (además del Misal Montini-Bugniniano citado arriba, la Constitución conciliar Dei Verbum), Karol Józef Wojtyła Katzorowski (Constitución apostólica Scripturárum thesáurus y Carta a los artistas del 4 de Abril de 1999), Joseph Ratzinger Tauber/Peintner (Audiencias Generales del 7 y 14 de Noviembre de 2007, el Sínodo de 2008 y la Exhortación apostólica Verbum Dómini), y Jorge Mario Bergoglio Sívori (la Exhortación apostólica Evangélii Gáudium, la Homilía santamartera del 10 de Diciembre de 2015, el Motu Próprio Apéruit Illis y el mensaje ante la Pontificia Academia de Ciencias del 4 de Diciembre de 2019).
  • 1 protestante (Paul Ricœur Favre, Sur la traduction, Bayard, París 2004),
  • 1 judío (George Steiner Franzos, After Babel. Aspects of language and translation, Oxford University Press, Nueva York 1975), y
  • 1 agnóstico (Ludwig Wittgenstein Kalmus, Tractatus logico-philosophicus, 5.6)
totalizando un 49,18%. Las demás (incluida la alusión a Benedicto XV como simple cota historica), son matizadas por el modernismo. En conclusión, un documento envenenado que, lejos de honrar a San Jerónimo, lo insulta una vez más.
   
JORGE RONDÓN SANTOS
30 de Septiembre de 2020 (Año Santo Josefino).
Fiesta de San Jerónimo, Presbítero, Confesor y Doctor de la Iglesia; de San Honorio de Canterbury, Arzobispo y Confesor; de San Antonino de Plasencia, Mártir de la Fe; de San Gregorio I “El Iluminador”, Obispo y Apóstol de Armenia; de los Santos Mártires Víctor y Urso de Solothurn; de Santa Eusebia de Marsella, Virgen; Santa Sofía Romana, Viuda; de San Amadeo de Nusco, Obispo y Confesor; de San Simón de Crépy, Monje; y del Beato Conrado de Urach O. Cist., Abad y Obispo de Porto‐Santa Rufina. Tránsito de Santa Teresita del Niño Jesús y de la Santa Faz OCD, y de San Francisco de Borja SJ.

INDULGENCIAS POR LA LECTURA DE LAS SAGRADAS ESCRITURAS

Enchiridión Indulgentiárum, edición de 1952, cap. IX, pág. 530.
   
a) A los fieles que, al menos por un cuarto de hora lean los libros de la Sagrada Escritura con la debida veneración a la palabra de Dios y en forma de lectura espiritual, se les concede Indulgencia de 3 años.
b) A los que, leyendo con alma piadosa algún versículo del Evangelio y, besando el libro de los Evangelios, reciten devotamente una de estas invocaciones: Per evangélica dicta deleántur nostra delícta (Por este santo Evangelio sean borrados nuestros delitos) - Evangélica léctio sit nobis salus et protéctio (La lectura del Evangelio nos sea salvación y protección) - Verba sancti Evangélii dóceat nos Christus, Fílius Dei (Enséñenos Cristo, Hijo de Dios, las palabras del Santo Evangelio), se les concede Indulgencia de 500 días.
  
Indulgencia plenaria, con las condiciones acostumbradas, a quienes realicen las prácticas anteriores cada día durante todo un mes.
  
Indulgencia plenaria en la hora de la muerte, si este piadoso ejercicio es guardado durante toda la vida, estando confesado y recibido la sagrada Comunión o al menos, contritos invoquen con sus labios, de ser posible, el Santísimo Nombre de Jesús, o al menos se le invoque con el corazón, y reciban pacientemente de la mano del Señor la muerte como estipendio de sus pecados (Sagrada Congregación de Indulgencias, 13 de Diciembre de 1898; Sagrada Penitenciaría Apostólica, 22 de Marzo de 1932 y 24 de Abril de 1945).

martes, 29 de septiembre de 2020

SE VIRA LA TORTILLA: REMUEVEN NOMBRES SOCIALISTAS DE DOS CALLES DE MADRID

 Noticia tomada de ABC (España).
    
MADRID QUITA LA CALLE A LOS SOCIALISTAS LARGO CABALLERO E INDALECIO PRIETO AL APLICAR LA LEY DE MEMORIA HISTÓRICA
PP y Cs apoyan la propuesta de Vox para suprimir las placas en Ciudad Lineal, Chamberí y Vicálvaro.
   
    
La Ley de Memoria Histórica que aprobó José Luis Rodríguez Zapatero se ha tornado un arma de doble filo para los socialistas y ha servido hoy para que el el pleno del Ayuntamiento de Madrid haya aprobado la retirada de la calle a dos históricos del PSOEFrancisco Largo Caballero (Madrid, 1869-París, 1946) e Indalecio Prieto (Oviedo, 1883-Ciudad de México, 1962). La proposición elevada por Vox ha sido respaldada por PP y Ciudadanos después de enmendar el texto resultante. Ambos tienen una estatua en Nuevos Ministerios erigida por orden de Felipe González y aunque no es competencia del Ayuntamiento, también se pedirá al Gobierno de la Nación a que las retire.
   
El histórico dirigente marxista del PSOE y de la UGT, conocido como en «Lenin español», conservaba hasta ahora una placa en el distrito de Ciudad Lineal y en su casa natal, en la plaza de Chamberí, que fue instalada durante el mandato del también socialista Enrique Tierno Galván. Por su parte, el ministro de Marina y Aire, durante el Gobierno de Largo Caballero, y de Defensa entre 1936 y 1938, perderá la suya en Vicálvaro.
   
El grupo municipal que lidera Javier Ortega Smith argumenta en su iniciativa que bajo el mandato de Largo Caballero, tras ser designado Jefe de Gobierno y Ministro de la Guerra en septiembre de 1936, se cometen las «mayores atrocidades en la zona republicana»: «Multiplicaron las checas, centros de tortura y ejecución y los llamados paseíllos o paseos, incluyendo la masacre de miles de presos políticos –entre los que se encontraban 50 niños– en Paracuellos de Jarama (Madrid), su mandato de nueve meses sería el más sangriento de la guerra civil en zona republicana».
   
Sobre la trayectoria de Prieto, Vox le considera responsable de «suministrar 17.000 fusiles Mauser a las milicias socialistas y revolucionarios que en octubre de 1934 se levantaron contra el legítimo Gobierno de la República y causaron centenares de muertos». También le achacan introducir en su guardia pretoriana a los responsables del asesinato de José Calvo Sotelo, detonante último de la Guerra Civil.
   
Críticas del PSOE
El portavoz de Vox, Javier Ortega Smith, considera que «personajes siniestros de nuestra historia no deben formar parte de los nombres de las calles y las plazas». Según su criterio esta propuesta «no es revisionismo, es acabar con la mentira histórica». Algo que rechaza el PSOE, que considera que la propuesta «incita al odio». Para el edil socialista Ramón Silva, Largo Caballero y Prieto fueron «demócratas y antifascistas» que «combatieron la sublevación golpista y fascista». Silva ha acusado a Vox de ser «criminales ideológicos» que sustentan «al nazismo y el fascismo» en el Ayuntamiento.

ALGUNAS VERDADES SOBRE WOJTYLA

Traducción por el ingeniero Patricio Shaw de los artículos publicado en sueco por Mikael Rosén en el sitio ADOREMUS IN ÆTERNUM entre el 3 y 4 de Abril de 2005. Tomado de CATÓLICOS ALERTA.
  
ALGUNAS VERDADES SOBRE WOJTYŁA
   
Karol Wojtyła vestido de Cardenal
   
Ante todas las maravillas que se están comentando sobre las hazañas “ascuménicas” [1] de Wojtyła, podemos relatar lo siguiente:
   
Catherine y Jacques Legrand han escrito un interesante libro con el título “John Paul II”. Allí se plantean la pregunta de si Wojtyła fue colaborador de nazis y comunistas en la Segunda Guerra Mundial. En 1942, fue arrestado con muchos de sus amigos: quienes fueron fusilados, pero él salió a salvo. El Cardenal Wyszyński, que durante tres años estuvo en arresto domiciliario por su lucha contra el comunismo, era un fuerte opositor de Wojtyła y de su interés por el ecumenismo y los cambios litúrgicos. Cuando había que designar a un nuevo obispo, siempre se consultaba a Wyszyński acerca de quién le parecía idóneo. El 8 de julio de 1958 quedó para siempre grabado en la memoria del cardenal, cuando el arzobispo Baziak de Cracovia insistió en que Wojtyła fuera obispo auxiliar de la misma ciudad. Fue la primera vez en que Wyszyński fue pasado por alto en la designación de un nuevo obispo, privilegio que había recibido de Pío XII en aquellos tiempos extraordinarios de persecución. Wojtyła no estaba incluido en la lista de Wyszyński… Las designaciones de arzobispos eran manipuladas por Zenon Kliszko, el principal ideólogo del partido comunista polaco, y el celador de su ortodoxia. Cuando murió el arzobispo Baziak, Kliszko dijo: “Espero a Wojtyła, pongo mi veto contra todos los demás nombres hasta que lo tenga”. Wojtyła fue manifiestamente favorecido por el régimen comunista: ellos fueron quienos lo ayudaron a llegar a la importante sede arzobispal de Cracovia, dado que los comunistas lo contemplaban como un obispo con quien podían trabajar en conjunto.
    
Una organización islámica con sede en Suecia aclama a Wojtyła y cita lo siguiente de su libro Cruzando el umbral de la esperanza (nos preguntamos: ¿esperanza en qué?):
“Sin embargo, la religiosidad de los musulmanes merece respeto. No se puede dejar de admirar, por ejemplo, su fidelidad a la oración. La imagen del creyente en Alá que, sin preocuparse ni del tiempo ni del sitio, se postra de rodillas y se sume en la oración, es un modelo para los confesores del verdadero Dios, en particular para aquellos cristianos que, desertando de sus maravillosas catedrales, rezan poco o no rezan en absoluto.”
     
El fallecimiento de Wojtyła parece dejar a muchos “católicos” entristecidos. ¿Se puede estarlo cuando esa persona hizo lo máximo posible para implementar las herejías del Concilio Vaticano II? El nuevo Derecho Canónico, la nueva y dudosa “catequesis”, todo fue obra de este hereje enmascarado como conservador. Pero su mayor bribonada fue llamarse “hijo de la Santísima Virgen”: su última adulteración antes de fallecer fue hecha al mismo Rosario con los llamados “misterios luminosos”. Quizás, empero, no fue tan luminoso en la perspectiva de la eternidad desafiar a Dios, pero esto es lo que él escribió en su encíclica [2] sobre el Rosario, “Rosarium Virginis Mariæ”:
“Quizás hay también quien teme que pueda resultar poco ecuménica por su carácter marcadamente mariano […] Comprendido adecuadamente, el Rosario es una ayuda, no un obstáculo para el ecumenismo. […] La experiencia de innumerables Santos aboga en su favor. Lo cual no impide que pueda ser mejorado.”
Aquí JP2 muestra su verdadero rostro, y creemos que la alteración del Rosario fue hecha para confundir a la gente y disminuir la relevancia de esta oración. Cuando se alteran oraciones célebres, las más veces el resultado es que la gente se confunda y las abandone por completo, precisamente como ocurre con el Sacrificio de la Misa y el Rosario. Las nuevas generaciones católicas fueron gradualmente separadas de las milenarias, y su fe se debilitó o se perdió por completo. Las “mejoras” que llevaron a cabo los modernistas después del V2 ciertamente no son otra cosa que nuevos caminos al infierno. ¡Ay! ¿Se equivocó la Santísima Virgen cuando reveló misterios del Rosario que JP2 debiera “mejorar” en su tacho de residuos?
     
En la coyuntura de la muerte del antipapa Wojtyła, hemos de hacer recordar su actividad anticatólica durante el Concilio Vaticano Segundo. Su juego en falsas “medias canchas” y su actividad interconfesionalista imbuyó al clero y los católicos del mundo de una visión declaradamente sincretista de la Iglesia que llevó a una apostasía sin igual. Su idiosincrasia “conservadora” que se limitó a hablar contra el aborto y los divorcios fue pura farándula. En el diario “Göteborgsposten” podemos leer cuán “tristes” están ciertos católicos que buscan consuelo en su párroco –una persona que en muchos aspectos consideró a JP2 demasiado conservador, y que emplea ministros femeninos pese a prohibiciones expresas de parte del antipapa–. Es notorio que a algunos les esté permitido seleccionar y descartar, mientras que a nosotros se nos llama desamorados. Los “desamorados” son todos los que no siguen los dogmas de la iglesia conciliar acerca de la incredulidad, el liberalismo, el modernismo, la apostasía general y la nueva “doctrina sacramental”. En este contexto, Degen se vale de la expresión “Agradecimiento por la obra de vida del papa”. Comoquiera que eso se interprete, en lo íntimo de su alma lo que le agradece es haber sacudido todo lo antiguo y haber hecho todo “nuevo”.
    
Dos cosas pueden esperarse del “colegio cardenalicio”. O bien que elija a un nuevo “papa” que disimuladamente lleve a cabo las mismas obras que Roncalli aunque mueva las agujas del reloj no hacia atrás sino en el “buen” sentido. ¡O también puede ser que elijan a un perfecto archihereje como Lehman o Kasper, cuya oposición a la Fe Católica es tan chocante que haría cerrar los ojos hasta a un adorador del diablo!
  
NOTAS
[1] Traducción del sueco ‘äcklumeniskt’, que combina el equivalente sueco de las palabras ‘asco’ y ‘ecuménico’.
[2] En realidad el falso papa prefirió catalogarla como “Carta Apostólica”.

lunes, 28 de septiembre de 2020

FRUTOS DEL ACUERDO SINO-VATICANO: «JESÚS LAPIDÓ A LA ADÚLTERA»

No, no está mal escrito: así sucedió en el pasaje evangélico de la mujer adúltera (o por lo menos, es lo que en la China comunista se enseña en las escuelas secundarias). Así lo denunció un católico a UCA NEWS, que el libro “Ley y ética profesional” editado por Zhongmei Pan, Gang Li y Baoyu Xu, y publicado por la gubernamental Imprenta de la Universidad de Ciencias Electrónicas y Tecnología de China (Chengdu, Sichuán), presenta el relato evangélico de Juan 8:1-11 de esta forma:
«Una vez, Jesús le dijo a una multitud furiosa que estaba tratando de apedrear a una mujer que había pecado: “El que esté libre de crimen [N. del T. En chino, pecado y crimen se escriben con el caracter 罪 (zuì)] entre vosotros, tírele la primera piedra”. Cuando sus palabras llegaron a sus oídos, ellos se detuvieron. Cuando todos se fueron,  Jesús la apedreó diciendo: “Yo también soy pecador. Pero si la ley sólo puede ser ejecutada por hombres sin mancha, la ley estaría muerta”».
Concluye el texto con la pregunta: «De acuerdo a esta historia, ¿qué piensas sobre la ley?», entendiéndose por “ley” la “ley china”, la “ley” impuesta por el Partido y por Xi Jinping, y que pretende allanar el camino al “socialismo con características chinas” (en chino: 中國 特色 社會 主義; Zhōngguó tèsè shèhuì zhǔyì).
  
Sección del libro “Ley y ética profesional”, con el relato bíblico adulterado.
   
Portada del libro
 
Un profesor de una escuela vocacional confirmó el hecho y la existencia del libro (que fue revisado por el Comité de Revisión de Textos para la Educación Moral en Educación Secundaria  Vocacional), particularizando que el contenido varía en cada provincia.
  
Varios católicos expresaron que esto es habitual como parte del proceso de adoctrinamiento y de las campañas de desprestigio contra la religión en la China comunista, y que cualquier protesta es en vano: «Este patrón se repite cada año, pero la Iglesia nunca ha contraatacado ni se le han pedido las disculpas que merece».
   
Esto se dio a conocer posteriormente del anuncio del Secretario de Estado del Vaticano Pietro Parolin de que se está negociando con Pekín la prórroga del acuerdo de 2018, acuerdo que según el cardenal Joseph Zen Ze-kiu (conocido crítico del mismo) es lesivo a la evangelización. Pero además (para desengaño de los católicos indignados de China), el Vaticano también hará la vista gorda, visto que ellos están inficionados del modernismo que niega la historicidad de los Evangelios. Baste al efecto recordar las palabras del incumbente Prepósito General de los Jesuitas Arturo Sosa Abascal al periodista Giuseppe Rusconi: «En la época de Jesús, nadie tenía una grabadora para registrar sus palabras».

domingo, 27 de septiembre de 2020

ASÍ SE UNIERON LAS VASCONGADAS A LA CORONA DE CASTILLA

Por César Cervera para ABC.
   
LA VERDADERA HISTORIA DEL PAÍS VASCO: ASÍ SE UNIERON ÁLAVA, VITORIA Y GUIPÚZCOA A CASTILLA
Si finalmente la balanza se inclinó a favor de los reyes castellanos, fue por la capacidad de estos de desarrollar una política de mutua conveniencia para estas regiones, donde cabía el respeto por sus instituciones medievales.
   
Fernando «el Católico» recibe la pleitesía de las Juntas Generales de Vizcaya, reunidas en Guernica, en 1476
  
Lejos de la imagen que quieren transmitir los nacionalistas de un pueblo aislado del resto de regiones españolas, la historia de lo que hoy conforman las tres provincias vascas está directamente vinculada a la de la Corona de Castilla desde hace más de siete siglos. Y, si bien el Señorío de Vizcaya y el Señorío de Arriaga (aproximadamente el 40% de la actual Álava) conservaron durante un tiempo sus propias instituciones, no tardaron en adoptar también ellos la legislación castellana.
   
Cada una de las tres regiones históricas, cuyos territorios no corresponden exactamente a los actuales, protagonizaron distintos procesos de unión al Reino de Castilla. Así, el único punto en común entre las tres es que la anexión se efectuó en el marco de la competencia entre la Corona de Navarra y la Corona de Castilla. Si finalmente la balanza se inclinó a favor de los reyes castellanos, fue en parte por la capacidad de estos de desarrollar una política de mutua conveniencia para estas regiones, donde cabía el respeto por sus instituciones medievales.
    
Guipúzcoa, entre Navarra y Castilla
La primera mención documental sobre Guipúzcoa data del siglo XI y en ella se señala que es una tierra perteneciente al Reino de Pamplona. Tras años de intermitentes guerras entre Castilla y Navarra, el 15 de abril de 1179 ambas partes acordaron que la primera se quedaría con la posesión de Rioja y Vizcaya, mientras Navarra se adjudicaría Guipúzcoa, Álava y el Duranguesado. La paz perduró hasta que la derrota castellana frente a los almohades en Alarcos, en 1195, impulsó a los monarcas de León y de Navarra a reabrir las hostilidades contra Alfonso VIII. El castellano, por su parte, se alió con el monarca aragonés y pactó con él el reparto de Navarra entre ambos mediante el tratado de Calatayud, el 20 de mayo de 1198.
   
Para el año 1200, Alfonso VIII de Castilla había incorporado Guipúzcoa de forma definitiva a su reino. Nada pudo hacer Navarra para evitarlo, frente al potencial militar de los castellanos y la firme decisión de las pueblas guipuzcoanas. Si bien se desconoce cómo estaban repartidos los apoyos entre los nobles, el pueblo, con vocación comercial, sintió mayor vinculación con el Reino de Castilla. La decisión se demostró sumamente acertada. Durante los siguientes años, frente al inmovilismo navarro, que en las últimas décadas del siglo XII solo había fundado San Sebastián (con el objetivo de obtener una salida al mar), Castilla promovió una ambiciosa reestructuración del territorio. La fundación de un total de veinticuatro núcleos, en algunos casos se trataba solo de la concesión de la categoría de villa, asentó el dominio castellano en Guipúzcoa en la primera mitad del siglo XIII.
    
Además de para fortalecer su posición, los reyes castellanos vieron claro el potencial marítimo de levantar villas en la zona. Entre los años 1203 y 1237, los reyes Alfonso VIII y Fernando III impulsaron la creación de cuatro localidades costeras –Fuenterrabía, Guetaria, Motrico y Zarauz– que en el futuro se revelaron cruciales para la presencia marítima del Reino de Castilla en el Cantábrico.
     
Sarcófagos del rey Alfonso, en primer lugar y su esposa, detrás situados en el Monasterio de las Huelgas
    
Si bien Navarra nunca renunció a sus reivindicaciones, solo Carlos II logró recuperar para su reino Guipúzcoa y Álava (1368), aunque fuera por un breve periodo. El navarro tuvo que desprenderse definitivamente de estas plazas en el pacto de amistad firmado con Enrique II en San Vicente (1373), entre otras cosas porque la nobleza local ya estaba plenamente integrada en Castilla.
    
Una fácil conquista en Álava
Hasta el siglo X la región de Álava era tan solo un territorio fronterizo del reino asturiano, donde se repetían las invasiones musulmanas desde el valle del Ebro. Cuando el dominio musulmán menguó en el norte de España, las coronas de Castilla y Navarra pusieron sus ojos en la región de Álava y desplegaron su influencia sobre los condes locales. En 1076, con el asesinato de Sancho IV de Pamplona, el rey Alfonso VI de León y de Castilla incorporó a su reino La Rioja, Vizcaya, Álava y, como ya hemos mencionado, parte de Guipúzcoa. No en vano, esta anexión y otras posteriores fueron solo de carácter temporal y hubo que esperar hasta principios del siglo XIII para que se produjera su unión definitiva a Castilla.
   
Entre 1199 y 1200, la preeminencia navarra sobre Álava sufrió un vuelco en el contexto del mencionado episodio bélico contra Castilla. El rey Alfonso VIII de Castilla conquistó por la vía militar Vitoria y parte de Álava. Tradicionalmente se ha creído que el dominio castellano sobre Álava fue previamente negociado con los nobles alaveses, descontentos con la política de los reyes navarros de fundación de villas. Al menos eso ha sostenido la historiografía clásica. Según defiende el profesor de la Universidad del País Vasco Jon Andoni Fernández de Larrea (autor del estudio «La conquista castellana de Álava, Guipúzcoa y el Duranguesado»), no está demostrada esta colaboración porque, «si bien la teoría de la colaboración es posible, no cuenta actualmente con ninguna prueba sólida, sólo con conjeturas e hipótesis indemostrables y documentos falsificados».
   
El origen de esta teoría estaría en un texto del siglo XVI donde se narra por primera vez cómo, al invadir Alfonso VIII Álava, los guipuzcoanos –ofendidos por desafueros desconocidos que les habría infligido el rey de Navarra– decidieron transferir su fidelidad al monarca castellano. «Con posterioridad la bola de nieve fue creciendo...».
   
También es importante mencionar que el territorio dominado por el Señorío de Arriaga, cerca del 40% de la actual Álava, fue independiente a Castilla hasta su autodisolución en 1332, fecha en la que se produjo la entrega voluntaria de las tierras de la Cofradía a Alfonso XI. En contrapartida a la autodisolución de esta institución de orden feudal, los hidalgos alaveses obtuvieron de Alfonso XI el reconocimiento de un estatuto jurídico privilegiado. La adhesión a Castilla se puede considerar plena desde el siglo XIV, salvo por un breve periodo de la guerra civil castellana en el siglo XIV entre Pedro I y Enrique de Trastámara, durante la que Carlos II de Navarra retuvo bajo su corona a las villas más importantes de Álava.
    
Vizcaya, un baluarte militar para Castilla
En el periodo de los Tercios de Flandes, cuando se hablaba de vizcaínos se hacía referencia a cualquier habitante procedente de las regiones vascas. Una demostración del protagonismo que adquirió el Señorío de Vizcaya en la incipiente Monarquía hispánica. Pero mucho antes de su adhesión, al igual que en Álava y Guipúzcoa, los nobles de Vizcaya se vieron en la tesitura de si acercarse a la esfera de Navarra o a la de Castilla. En 1153 se inclinaron a aceptar la soberanía castellana, pero hacia 1160 volvieron a la obediencia pamplonesa. Alfonso VIII ocupó el territorio en 1199 (junto con Álava y Guipúzcoa) y puso fin a la soberanía navarra sobre Vizcaya.
     
Grabado de Diego López II de Haro

En su caso, la influencia castellana se impuso antes que en el resto de territorios vascos y se puede afirmar que el señorío de Vizcaya ya estaba completamente integrado al Reino de Castilla desde 1379. Y es que, desde el siglo XII, los reyes castellanos habían efectuado continuas alianzas con los señores de Vizcaya para sus empresas en la Reconquista. En agradecimiento a su esfuerzo bélico, los monarcas castellanos dispensaron numerosos cargos, honores y estados a los nobles vizcaínos. Fue, por tanto, una región históricamente beneficiada y cuidada por Castilla. Hacia 1330 el infante Alfonso de la Cerda consideraba que Álava, Guipúzcoa y La Rioja eran aún «propiedad» navarra, pero ya no decía nada de Vizcaya ante la alta penetración castellana.
   
A nivel político, el Señorío de Vizcaya era heredado por los sucesivos descendientes de la familia López de Haro, de origen navarro pero afiliación castellana, hasta que en 1370 recayó por herencia materna en el infante Juan de Castilla, permaneciendo desde entonces el señorío vinculado a la Corona, primero a la de Castilla y, luego, a la de España. La única condición era que el señor de turno jurase defender y mantener los fueros del señorío (los fueros de Vizcaya), que en su texto afirmaban que los vizcaínos podían desobedecer al señor que así no lo hiciera.

sábado, 26 de septiembre de 2020

FILIPINAS: PRESBÍTERO ABJURA DE LA SECTA CONCILIAR (+ REFUTACIÓN A PRIOR DE LA FRATER)

Jorge Angga y Sánchez, Bachiller en Sagrada Teología y presbítero conciliar instalado el 29 de Diciembre de 2011 para la archidiócesis de Davao, redactó el 16 de Septiembre de 2020 la siguiente declaración de fe a su otrora arzobispo Rómulo Vallés y Geolina:
   

Jorge Angga y Sánchez
   
      
TRADUCCIÓN
DECLARACIÓN DE FE DEL REV. P. JORGE S. ANGGA AL ARZOBISPO RÓMULO G. VALLÉS, D.D.
   
16 DE SEPTIEMBRE DE 2020
   
SU EXCELENCIA:
Revmo. RÓMULO G. VALLÉS
     
Arzobispo de Davao
Cancillería, calle F. Torres
Ciudad de Davao, Filipinas
   
Querido Arzobispo,
   
Pax Dómini sit Semper vobíscum!
   
Yo, Rev. P. Jorge S. Angga, S.T.B., sacerdote católico romano en la Archidiócesis de Davao, Ciudad de Davao, Filipinas, fiel a la Ciudad eterna de Roma no gobernada por la modernista y herética Pachamama, sino la Roma eterna encabezada por San Pedro, Príncipe de los Doce Apóstoles, verdadero Vicario de Cristo en la Santa Iglesia Romana, en medio de esta presente tribulación y crisis anormal de la Iglesia, la crisis de Fe y Moral.
   
Encuentro necesario declarar públicamente mi Fe Católica en una posición simple y definida, declarar y proclamar invocando la asistencia Divina del Santísimo Espíritu de la Verdad (Juan 14:16, 26; 15:26), hago personalmente un juicio moral de lo que realmente le sucedió a la Iglesia Católica después del Vaticano II, la iglesia conciliar fue infiltrada por doctrinas de la Francmasonería, Protestantismo, Liberalismo, Pluralismo, Indiferentismo, Ateísmo, Paganismo y Modernismo en general (según el Papa San Pío X, “el Modernismo es la síntesis de todas las herejías”). Fue grandemente influenciada por un esfuerzo organizado de Obispos, Sacerdotes, Teólogos y Filósofos modernistas, los denominados períti (derivado de la palabra latina que significa experto) de la nueva iglesia del Vaticano II, y hay los pseudo-expertos liturgistas en el Concílium del Concilio Vaticano II que revelan el carácter de indisposición para condenar las herejías y expulsar a los herejes (cf. AA-1025).
    
Por tanto, encuentro necesario en nombre de la Verdad Católica y de nuestro Señor y Salvador Jesucristo decir y declarar que actualmente la Santa Sede y Cátedra de San Pedro, Príncipe de los Doce Apóstoles está VACANTE. Y de mi parte, permanecería fiel a nuestro Señor Jesucristo como Sacerdote e Hijo de la Santa Iglesia Católica Romana fiel a mi verdadera Fe y Culto Católico. Así, nuestras Oraciones Litúrgicas Católicos determinam lo que creemos, porque oramos lo que se tiene que creer. El Papa San Celestino I, declarando a los obispos de la Galia (422 AD), explicó: “Legem Credéndi, Lex státuit supplicándi” [La Ley de la oración tiene establecida la Ley de la Creencia], entonces frecuentemente reducido a “Lex Orándi, Lex Credéndi” [La ley de la oración es la Ley de la creencia], y por tanto, por gracia de Dios, soy lo que soy (I Corintios 15:10), consagrado yo mismo a hacer todo lo que es necesario para ayudar a la misión de Jesucristo confiada a la Iglesia Católica para continuar hasta el fin de los tiempos (Mateo 28:18-20) y para la salvación de las almas (I Pedro 1, 9). “Salus Animárum supréma lex esto [sic]” – La Suprema Ley de la Iglesia es la salvación de las almas (cf. Canon 1752).
    
Objetivamente, mi declaración pública de fe intenta básicamente:
  1. Preservar la ortodoxia de mi Fe Catóica y Liturgia Católica, y la Misa Latina (Tridentina) Tradicional del Rito Romano (cf. II Tesalonicenses 2:15; Bula Papal Quo Primum, 1570),
  2. Preservar la verdadera santidad, santificación y perfección de vida a la luz de la espiritualidad pura y prácticas morales Católicas (cf. Mateo 5:48; I Pedro 1:15-16; Levítico 19, 2),
  3. Preservar la verdadera práctica de la piedad Católica, la santidad, adoración verdadera y la verdadera obediencia responsable de la Fe (cf. Romanos 14:24; Hechos 5:29).
    
Muy respetuosamente,
  
(Fdo.)
   
Rev. P. Jorge S. Angga, S.T.B.
Sacerdote Católico Romano de la Archidiócesis de Davao, Filipinas
Feliz de ser llamado Sedevacantista
   
Aunque no hubo hasta el momento respuesta oficial conocida por la Archidiócesis conciliar de Davao, quien sí saltó al día siguiente a defender a Bergoglio fue el sacerdote John Timothy Pfeiffer FSSPX (su hermano Joseph, quien fuera expulsado de la Frater en 2012 y, tras fundar el seminario, convento y capilla Nuestra Señora del Carmen en Boston, Kentucky, fue consagrado Obispo el 31 de Julio próximo pasado por Mons. Neal Webster –Obispo del linaje de Mons. Thuc por medio de Mons. Francis Slupcki CSsR y Robert McKenna OP–), prior de San José en la ciudad de Davao, publicó una carta a sus fieles advirtiéndoles del “error sedevacantista”:
    
John Timothy Pfeiffer FSSPX
   

  
TRADUCCIÓN
Priorato San José
Sociedad San Pío X
Calle Buhangin-Cabantian K8, Ciudad de Davao 8000
Teléfono: 082 285 3016 - Celular: 0917 700 7032
   
¡EL ERROR SEDEVACANTISTA DEBE SER RECHAZADO!
17 de Septiembre de 2020
   
Queridos parroquianos,
    
Mientras el Covid 19 ha sido un choque político que ha probado la fuerza de la Fe Católica en la Iglesia Católica en general, el error Sedevacantista prueba la profundidad de la Doctrina Católica entre aquellos adheridos a la Tradición Católica.
    
El error Sedevacantista se esconde so capa de la declaración que un Papa herético no puede ser Papa. Arguye que porque el Papa Francisco enseña errores contrarios a la Fe Católica de siempre, Francisco Bergoglio no es más Papa que Martín Lutero o cualquier otro hereje manifiesto. El error no consiste en denunciar las desviaciones doctrinales del Papa Francisco, que son obvios a cualquiera que ha estudiado la Doctrina Católica. No, el error no reside en el terreno doctrinal, sino en el terreno de los juicios, jerarquía y ley u orden eclesiásticos. Consiste en suponerse uno mismo ser el juez Eclesiástico y Doctrinal oficial del Papa. Contradice el hecho Dogmático fundamental que Cristo estableció al Papa como el supremo juez terrenal y así ningún individuo en la Iglesia tiene el poder eclesiástico para juzgarlo, deponerlo o remplazarlo. El antiguo Código de Derecho Canónico declaró claramente este principio: “Prima Sedes a némine judicátur. La Primera Sede no puede ser juzgada por nadie” (Canon 1556).
   
Esta verdad es clara a nosotros simplemente considerando que el mismo poder que juzga también tiene a su disposición los instrumentos legales para proporcionar remplazos. Pero nadie fuera del Colegio Cardenalicio puede elegir un Papa. Por tanto, en los mismos límites de los poderes Eclesiásticos, sería el Colegio Cardenalicio denunciaría los errores del Papa y encontraría soluciones. Más allá de este cuerpo de Eclesiásticos, dice San Roberto Belarmino que los Sacerdotes y Obispos fieles de la Iglesia no tienen otro recurso sino pedir a Dios, el Superior del Papa, “¡Que él sea removido!”. El Papa Francisco, sin embargo, todavía no ha sido removido por Dios.
    
Por tanto, no podemos remover al Papa por una mera declaración moral basada en nuestra propia autoridad inexistente.
   
¿Significa entonces que los Católicos deben obedecer a un Papa que menosprecia la existencia del infierno, mina la santidad del Matrimonio, aprueba la paganización del ritual Católico, se niega a usar la palabra “Católico” y reconstruye la moral de la Cristiandad sobre la base de la ecología naturalista? 
    
¡De ninguna manera! Uno no puede obedecer una orden, incluso de un pastor legal, que vaya en contra de la Fe de la Iglesia Católica. Pero cuando las directrices pastorales promueven la revolución en la doctrina, liturgia y moral derivada del Vaticano II, ningún Católico instruido puede obedecer. Es imposible permanecer fiel a la Fe de siempre y cooperar en esta revolución del Vaticano II, aun si es alentada por la jerarquía de la Iglesia. Con todo, este abuso de la autoridad, que pospone la obediencia, no destruye la autoridad misma ni depone automáticamente al Papa o al Obispo. El abuso no destruye el uso, como se sigue del axioma moral.
   
Respecto a la Doctrina, el Papa, como Pastor Supremo, debe aclarar las cuestiones de Fe que están puestas en duda, y sus declaraciones oficiales aclarando lo que significa la Fe Católica son irreformables. En este sentido, el cano 1324 (código antiguo) ordena a todo Católico conformar su mente a estas declaraciones irreformables de los Romanos Pontífices evitando no sólo la herejía sino los errores próximos a ella. Y el canon 1326 (código antiguo), le ordena profesar la Fe enseñada por los Romanos Pontífices, cuando es puesta en duda. Estos dos cánones claramente requieren un juicio sólido de Fe por el Católico instruido, un juicio conforme a los juicios declarados por los Romanos Pontífices. Así, todo Católico instruido, y con más razón el Sacerdote Católico, es competente para juzgar un error obvio contra las enseñanzas antiguas de la Iglesia, porque puede ver que lo que dice hoy el Papa Francisco contradice el depósito de la Fe enseñado por sus predecesores.
    
Por tanto, la ley de la Iglesia ordena reconocer la desviación en la Doctrina; rehusarse a cooperar en la destrucción de la Iglesia es nuestro deber de amor a la Iglesia; pero deponer al Papa o a cualquier Obispo está más allá de nuestra competencia.
    
¡En todas las dudas y problemas, miremos al Inmaculado Corazón de María! En Fátima, ella urgió a los niños a orar por el Papa, que es mencionado no menos de 5 veces en la parte conocida del Tercer Secreto. Ella profetizó que al fin, aunque tarde, el Papa consagraría Rusia a Su Inmaculado Corazón. Esto significa que el Papa Francisco es el Papa, y que él o uno de sus sucesores cumplirá la profecía, confirmando así a la Iglesia como la Iglesia verdadera.
   
LO MÁS IMPORTANTE, debemos orar por el Papa en cada Misa, como también por el Obispo de la Diócesis local. ¡Por favor, no vengáis a las Misas ofrecidas por Sacerdotes de la Sociedad e hipócritamente omitáis estas oraciones! ¡La pequeña Jacinta, enseñada por Nuestra Señora, ofreció oraciones y sacrificios por el Papa!
   
En el Sagrado Corazón de Jesús y el Inmaculado Corazón de María, 
   
P. J. Timothy Pfeiffer
Prior, Priorato San José.

   
La carta de Pfeifer el lefebvrista-fellayano-pagliarianista-bergogliano de armario está plagada de todos los lugares comunes antisedevacantistas de la Frater (tanto los de Fellay-Pagliarani como la “Resistencia” williamsonista y los independientes), que se vende como una suerte de vía media entre el modernismo conciliar y el sedevacantismo, despreciando el tema de si hay papa o no como un simple “tema jurídico” (palabras de los mismos lefebvristas). Esta objeción representa un fracaso miserable porque:
  1. Asume como sólida verdad la misma quǽstio disputáta de que Francisco Bergoglio es Papa (falacia de “petición de principio”).
  2. No se trata de un “juicio legal”, sino cognitivo: Según la doctrina Católica, ningún hereje (por el hecho de estar él mismo separado de la Iglesia) puede ser Papa. Por sus hechos y palabras, Bergoglio muestra que es hereje; se sigue que Bergoglio no es Papa (valga el ejercicio para sus antecesores y sucesores conciliares).
  3. Por doctrina, Papa a némine judicátur, nisi deprehendátur a Fide dévius (el Papa no puede ser juzgado por nadie, a menos que se le sorprenda desviado de la Fe). Los conciliares y lefebvristas insisten en el primer corolario y pasan por callado el segundo, por eso se cita completo este Canon (Concordia de Graciano, Primera parte, Distinción 40, cap. VI: “Si Papa”). Aunque extrañamente, Pfeiffer sostiene a punto seguido que el Colegio Cardenalicio puede juzgar al Papa (siguiendo así la herejía Conciliarista, condenada en la Bula Execrábilis de Pío II); y de todas formas, no es necesario que haya juicio alguno, porque Pablo IV en su Bula Cum ex Apostolátus Officio (ratificada por San Pío V en el Motu Próprio Inter multíplices, e incorporada en el Código de Derecho Canónico, canon 188 §4), declara definitivamente que si CUALQUIER autoridad (civil o eclesiástica) incurre en herejía, apostasía o cisma, deja vacante IPSO FACTO Y LATÆ SENTÉNTIÆ el puesto. Así lo sostiene también el mismo San Roberto Belarmino que ellos invocan.
  4. Todo Católico está obligado a dar asentimiento mental al magisterio PAPAL (no necesariamente DE LA PERSONA DEL PAPA) sobre cualquier enseñanza de FE Y MORAL (como explican León XIII en Satis Cógnitum y Pío XI en Casti Connúbii), como si fuera el mismo Cristo quien se pronuncia. Pfeifier apela a los cánones 1324 y 1326 pío-benedictinos para permitir a los fieles escudriñar errores contra la fe (cuando la herejía no es necesariamente el error contra la Fe –porque el error puede ser privado o por ignorancia–, sino LA NEGACIÓN DELIBERADA Y PÚBLICA DE LAS VERDADES DE LA FE). Por tanto, eso de «obedezco esto, pero resisto aquello» es herético y cismático.
  5. Finalmente, apelar a la Virgen de Fátima y a la “Consagración de Rusia” (que dicho sea de paso, YA TUVO LUGAR EN 1952 mediante la Carta Apostólica Sacro Vergénte Anno; y apelar a ello A ESTAS ALTURAS DEL PARTIDO es un distractor trasnochado) es un argumento popular, pero muerto antes de nacer doctrinalmente (hasta una burla a las inteligencias, porque los mismos que enseñan que las enseñanzas del mismo hombre que consideran “Papa” y el Concilio Vaticano II no son vinculantes, pretenden que una aparición pueda revocar el Magisterio –igual, las revelaciones privadas no son vinculantes–). Ítem, la Virgen pudo haberse referido en varias veces al “Santo Padre” (Benedicto XV, Pío XI y Pío XII), pero nunca como que el Papa mismo llevaría a la Iglesia a la Apostasía (y en ese caso, la misma Virgen hace la distinción en el verdadero Tercer Secreto –no el falso urdido por Lucía de Coímbra, Joseph Alois Ratzinger Tauber y Tarcisio Bertone en el 2000–, llamando a tal personaje “el hombre vestido de blanco” que tiene “la mirada del demonio” y que entra a “la Iglesia del Infierno”).
  6. Es claro que la Frater ora y ofrece sus Misas… «una cum fámulo tuo Papa nostro Francísco et Antístite nostro N.». Baste decir que de este modo se reconocen como súbditos de Bergoglio y sus agentes, y al mismo tiempo se acusan de ser cismáticos contra ellos.
  
Da pena ver a Pfeiffer (y a tantos otros antisedevacantistas) apelar a lo imposible para defender a sus pretendidos “Papas” que les prometen la ínsula de la “Prelatura Personal”, sobre todo sabiendo que hacia el fin de sus días el mismo Marcel Lefebvre (cuya traslación tuvo lugar el día 24 de Septiembre en la capilla del Inmaculado Corazón de María en Écône) nunca firmó los decretos conciliares, y él mismo era sedevacantista. Y en cuanto a Jorge Angga y Sánchez, damos gracias a Dios que otro sacerdote del Novus Ordo (como hiciera hace 11 años el P. Michael Oswalt CMRI) se ha dado cuenta de que la Iglesia Conciliar del Vaticano II no es la verdadera Iglesia Católica, y que la actual Fraternidad Sacerdotal San Pío X es una falsa oposición al modernismo.
    
PEDIMOS POR CARIDAD OFRECER ORACIONES PARA QUE JORGE ANGGA Y SÁNCHEZ RECIBA LAS GRACIAS SUFICIENTES PARA SEGUIR EN ESTE DURO CAMINO, Y QUE PUEDA ENCONTRAR UN OBISPO CATÓLICO QUE LE CONFIERA LAS ÓRDENES SAGRADAS.
  
Para la redacción de esta nota hemos recurrido a la traducción hecha por FORO CATÓLICO del artículo publicado en NOVUS ORDO WATCH. La traducción de las cartas es propia.
   
JORGE RONDÓN SANTOS
26 de Septiembre de 2016 (Año Santo Josefino)
Fiesta de San Cipriano Obispo y Santa Justina de Antioquía, Mártires de la Fe; de San Eusebio de Bolonia, Obispo y Confesor; de San Colmán Elo, Abad y Obispo; de los Santos Isaac Jogues, Juan de Lalande, René Goupil, Juan de Brébeuf, Noel Chabanel, Antonio Daniel, Carlos Garnier y Gabriel Lalemant SJ (Mártires Canadienses); de San Nilo de Rossano Abad; y de San Vicente María Strambi CP, Obispo y Confesor. Natividad del Seráfico Padre San Francisco de Asís. Tránsito del cardenal Juan de Torquemada y del Bienaventurado Luis Tezza MI. Conquista de Granja de Torrehermosa y Batalla del Cabo Espartel.

viernes, 25 de septiembre de 2020

ANGELO BECCIU, RENUNCIADO COMO CARDENAL

Imagen ilustrativa
   
Ayer a las inusuales 19:59h (hora local) salió el siguiente comunicado del Boletín de Prensa de la non sancta Sede:
«Hoy, jueves 24 de septiembre, el Santo Padre ha aceptado la renuncia al cargo de Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos y los derechos relacionados con el Cardenalato, presentada por Su Eminencia el Cardenal Giovanni Angelo Becciu».
Como sucede con estos casos, las razones vienen de fuera de la Muralla Leonina que rodea al Vaticano: Becciu –como subsecretario de Estado entre 2011 y 2018– ha estado implicado junto al arzobispo Édgar Peña Parra, los monseñores Mauro Carlino (jefe de la Oficina de Información y Documentación, y exsecretario personal de Becciu) y Alberto Perlasca, el desconocido arquitecto Luciano Capaldo, el director de la Autoridad de Información Financiera Tommaso Di Ruzza y la funcionaria Caterina Sansone, en un escándalo de corrupción financiera, consistente en una intentada inversión de 250 millones de dólares en una plataforma de explotación petrolera de Falcon Oil Holding S.A. (propiedad de António Mosquito MBakassy, amigo de Becciu de sus días como nuncio en Angola entre 2001 y 2009) y de un “complejo sistema de compañías” para encubrir la compra en 2015 por Domenico Calcagno (director de la Administración Patrimonial de la Sede Apostólica) de 180 apartamentos y 57.000ft² (5.295,4733m²) de locales comerciales sitos entre los números 176-206 de la Kensington High Street en el distrito londinense de Mayfair por valor de 100 millones de euros (negocio hecho sin la aprobación del entonces Prefecto para la Economía el cardenal australiano George Pell –que luego fue despedido por una falsa acusación de abuso sexual de la cual salió absuelto, pero en realidad por estar en guerra con el Secretario de Estado Pietro Parolin– que después resultó una pérdida). Negocios financiados por cuentas secretas en bancos como Banca della Svizzera Italiana, Julius Bär y Credit Suisse (y no mediante el Instituto para las Obras de Religión –Banco Vaticano–, lo cual significó una guerra entre esta entidad y la Secretaría de Estado), aparte de la compra del 45% (122.831ft²/11.411,3733m²) de un edificio en el número 60 de la Sloane Avenue de Chelsea por 200 millones de euros (al final la operación fue por 300) con dineros del Óbolo de San Pedro; fuera de la inusual petición al director del IOR Gian Franco Mammi de 150 millones por “motivos institucionales”. Razones por las cuales, en un claro promoveátur ut amoveátur, Bergoglio lo nombró prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos.
  
Sumado a ello, la Guardia di Finanza (la policía de finanzas y del fisco italiano) ha estado investigando al cardenal por presunto peculado por desviar €100.000 del Óbolo de San Pedro a la empresa cooperativa Spes de su hermano Antonino, que trabaja en la Cáritas diocesana de Ozieri de Cerdeña; y también por presunto favorecimiento indebido a la compañía de alimentos y bebidas Angel’s Ltda. (de su hermano Mario, que había prometido donar el 5% de las ventas de la cerveza Birra Pollicina a la Fundación Cáritas Roma, pero que no vio un sólo euro) y a la carpintería de su hermano Francesco en su natal Pattada (que se benefició de contratos de fabricación de mobiliarios de iglesias en Angola y Cuba –aparentemente obtenidos con influencia del purpurado y pagados por el Óbolo–). Todo ello saldrá este domingo 27 en la edición dominical del diario L’Espresso en su investigación Fuori i mercanti dal tempio (Fuera los mercaderes del templo).
  
Portada de la edición digital del diario L’Espresso
    
Con Georg Gänswein (Prefecto de la Casa Pontificia) y Ángelo Comastri (arcipreste de la Basílica de San Pedro y Vicario General para la Ciudad del Vaticano) suspendidos de sus puestos y alejados de sus oficinas, Becciu (72, hasta hacía poco considerado entre los “papables”) pasa a ser el quinto cardenal que renuncia a sus derechos en menos de cien años, luego de Louis Billot SJ (13 de Septiembre de 1927, por oponerse a la condena –a instancias del cardenal Pierre-Paulin Andrieu, arzobispo de Burdeos– de Charles Maurras y el movimiento orléanista “Action Française” por Pío XI –el papa Ratti, irascible a cuál más y buscando cercanías a la anticatólica III República Francesa, condenó en ellos el ver al catolicismo como simple factor de cohesión social y estabilidad por su importancia histórica, condena levantada por Pío XII en Julio de 1939 a petición de sor Inés de Jesús OCD, hermana de Santa Teresita del Niño Jesús, y las carmelitas de Lisieux– y su Secretario de Estado el cardenal Pietro Gasparri Sili. Billot salió del despacho papal dejando en el escritorio birreta, capelo y anillo), Hans Hermann Wilhelm Groër OSB (14 de Abril de 1998, a instancias de Karol Wojtyła, tras revelarse más de 2000 denuncias de abuso y acoso sexual), Keith Michael Patrick O’Brien Moriarity (20 de Marzo 2015, tras acusaciones de acoso sexual y abuso de poder entre 1980 y 2003) y Theodore Edgard McCarrick McLauglin (31 de Julio de 2018, tras revelarse varias acusaciones de abuso sexual).
  
La renuncia de Becciu se dio luego de una audiencia muy acalorada con Francisco Bergoglio a las 18:02, en la que éste le expresó que ya no le tenía confianza y dio de puñetazos contra el escritorio. Entrevistado por un diario local, Becciu declinó dar declaraciones (aunque se defendió diciendo que el Vaticano “siempre ha invertido en ladrillo” en Roma, París, Suiza y Londres –metiendo en el ajo a Pío XII respecto a inversiones en la City–), y sus hermanos delegaron en sus abogados cualquier opinión. Pell, víctima de la guerra civil vaticana o Vaticlash, expresó al respecto: «El Santo Padre fue elegido para limpiar las finanzas vaticanas. Juega un partido largo y es de agradecer y felicitar por los recientes acontecimientos. Espero que la limpieza de los establos continúe tanto en el Vaticano como en [el estado de] Victoria».
   
Comunicado del cardenal George Pell

jueves, 24 de septiembre de 2020

UN CURA PRODUCTO DEL NOVUS ORDO, CON LA VENIA DE BERGOGLIO

 
César Scicchitano Tagle (foto) puede que no suene de mucho, pero sí en Argentina, donde es conocido como “el cura rockero” (es un presbítero novusordiano de 56 años, instalado como tal en 1993). Él fundó una banda conocida como “Los Pecadores”, y compone sobre temas sociales y covers de cantos religiosos tradicionales. Pero hay más… es amigo de Jorge Mario Bergoglio Sívori, en arte “Papa Francisco I” desde sus ya lejanos días de Buenos Aires.
  
En entrevista dada el 20 de Septiembre al períodico local EL DIARIO DE LA REPÚBLICA, César contó las circunstancias en que se conocieron:
«En el ’95 me mandaron a una parroquia en la que el cura que estaba era un hombre bárbaro, pero me di cuenta de que no íbamos a poder construir una buena relación. En esa época, cuando había algún problema nos derivaban a hablar con Bergoglio [N. del E. Bergoglio en ese entonces era “obispo auxiliar” de Antonio Quarracino, que lo “rescató” del exilio en la Residencia Mayor de los jesuitas de la cordobesa calle Caseros]. Le comenté lo que me pasaba, que necesitaba una hoja en blanco para ponerle letra y música. Me dijo que me iba a dar un nuevo destino. Y esa es la parroquia donde sigo estando, la de “Sacratísimo Corazón de Jesús” en Villa Luro».
César (para quien, en su dicho, “la música llegó antes que el sacerdocio”) recordó también una canción que compuso a petición de Bergoglio sobre la prostitución:
«Sí, [la canción] se llama “Amor abandonado”. En esa época había venido una cónsul de un país de América preocupada porque estaban trayendo engañadas a muchas chicas a las que les decían que iban a trabajar en un supermercado y las metían en la prostitución. Además, él había acompañado a una señora que había sido prostituta. Había podido contemplar en el corazón de esa mujer una tierra inmensamente virgen, pudo captar su alma y esa canción es un lindo tributo a ella y a tantas mujeres que con un alma pura se ven sometidas a esos trabajos».
Años atrás, dijo a RELIGIÓN EN LIBERTAD y a THE CHINA POST en ocasión de ser el “telonero” de Bergoglio en la Jornada Mundial de la Juventud en Río de Janeiro:
«Cuando digo que Cristo tiene mucho rock, es porque tuvo esa rebeldía de dar vuelta lo que se venía haciendo. Tenía que subir a esa cruz y tomarla. Lo que hoy está haciendo Francisco, aunque a él le gusta el tango, tiene mucho rock, porque está dando vuelta una estructura».
César volvió a titulares porque en su página de Facebook promocionó para el domingo 20 de Septiembre próximo pasado una  “Misa rockera vespertina” desde su parroquia, con la llamativa invitación – “¡para creyentes… y no tanto!”. Reparar en el curioso diseño del barbijo (César Scicchitano es organista de su banda).
    

   
Y aquí una muestra de su “música”:

  
Al menos a este sujeto y su banda le queda el nombre que escogieron (César Scicchitano contó que el nombre nació de la respuesta que dio al periodista Daniel Malnatti sobre el nombre de la banda): “Los Pecadores”… QUIZÁ POR ESTAR ORGULLOSOS DE ELLO.

DIOS SE RÍE DE LAS ORACIONES CUANDO SE ATRAEN LOS MALES PÚBLICOS

«Dios se ríe de las súplicas que se le hacen para evitar los males públicos, cuando el que suplica no se opone a aquello que se hace para atraerlos. Peor aún, cuando se aprueba y se apoya plenamente, aunque con reticencia».
   
Mons. SANTIAGO BENIGNO BOSSUETHistoria de las variaciones de las iglesias protestantes, libro cuarto, cap. II, in fine.

GRAN BRETAÑA: USAN LAS PRUEBAS PCR PARA REGISTRAR EL ADN DE LOS CIUDADANOS

  
  
La policía antiterrorista de Gran Bretaña solicitó este mes a las autoridades ampliar la sección 24 del llamado “Coronavirus Act 2020”. Una sección que ya le permite registrar las huellas y el ADN de los ciudadanos que hicieron una prueba PCR para supuestamente “luchar contra el terrorismo y proteger la seguridad nacional”. Otro peligro para las libertades individuales.

“SECTION 24 OF THE CORONAVIRUS ACT”
En el mes de marzo, bajo el control del Secretario de Estado, el Parlamento autorizó el uso por la policía de los datos de las pruebas PCR (huellas y ADN) para “proteger la seguridad nacional”. Una información que se encuentra en el propio sitio web del Gobierno de Gran Bretaña pero que ningún medio de comunicación español se atrevió a explicar o a comentar.
    
El Comisario de Biometría Paul Wiles, un alto funcionario encargado de asesorar las autoridades respecto al uso de los datos biométricos de los ciudadanos, ha autorizado esta iniciativa. Es más, también autorizó una extensión del tiempo de almacenamiento de estos datos: pasará de seis meses a un año, según el BOE inglés.
   
UN ATROPELLO A LAS LIBERTADES INDIVIDUALES
Los Estados europeos viven un momento trágico y paradójico. A pesar de estar en total incapacidad de asumir el papel tradicional de protección de los ciudadanos, recortando gastos en policía y en justicia, quieren ampliar su control sobre la sociedad civil. Hay cada vez más ladrones, agresores, violadores y atracadores en España y en toda Europa occidental, pero sin embargo los Estados tienen ahora la posibilidad de desarrollar bases de datos con todo el patrimonio genético de sus ciudadanos.
   
Se recortan las libertades individuales básicas, como la de no estar registrado en esas bases de datos, pero a cambio de ello la ciudadanía no se beneficia de una sociedad más segura. El tradicional acuerdo entre el ciudadano, que acepta abandonar una parte de su libertad, y el Estado que en cambio le proporciona una cierta seguridad, ya no tiene relevancia.

ALERTAMOS A LA POBLACIÓN SOBRE LOS RIESGOS DE LA “NUEVA NORMALIDAD”

Fuente: Psicólogos por la Verdad Argentina. Tomado de LEGIÓN CATÓLICA.
   
  
Debido a los intereses geopolíticos que han llevado a instalar el discurso pandémico, vemos que acecha como peligroso un discurso que pretende apreciarse como amigable. La “Nueva Normalidad”.
  
En esta PUJA POR CAMPOS DISCURSIVOS DE PODER buscan legitimar prácticas y acciones para modificar los hábitos de la población.
   
En un primer punto, la construcción de la “nueva normalidad” se basa sobre el miedo a la muerte. Se basa en el miedo antropológicamente más antiguo del ser humano, para buscar imponernos que si no nos comportamos de determinada manera, aumentaremos nuestras probabilidades de MORIR.
   
Segundo, este discurso se edifica en torno a políticas de “patrullaje vecinal”, donde vecinos denuncian a vecinos; expandiendo políticas de control social y teniendo agentes de espionaje gratis. Ello divide y enfrenta a la población.

Tercero, la “nueva normalidad” se basa en la adquisición de hábitos vinculados al desapego social. De un día al otro nos borraron media cara. Quedate en tu casa. Distancia social. No hables fuerte y no te rías. No expreses tu malestar. No te manifiestes. Buscan imponernos las sonrisitas de la comunicación virtual, pero el ser humano necesita estar agrupado porque somos SERES SOCIALES.

Con todas estas medidas se busca fomentar: la obediencia sin responsabilidad ni conciencia individual, la despersonalización, cuerpo propio como sujeto de politicas de estado, el desapego, la apatía y la fobia social. 

miércoles, 23 de septiembre de 2020

PADRE PÍO CONTRA LA INMODESTIA

«Es sabido que el Padre Pío, en conformidad con la solemne censura de Nuestra Señora de Fátima, tenía una opinión muy fuerte sobre ciertas modas de vestir femeninas. Cuando la locura de la minifalda hizo su impacto, ninguna mujer se atrevía a ir San Giovanni vestida así. Pero algunas mujeres que eran más atrevidas vistieron faldas cortas. El Padre Pío también las fulminaba. Es así… que una mujer comprometida que había oído hablar de la censura del Padre Pío a esas modas, pensó cambiarse de falda antes de ir a confesarse, y consiguió prestada una falda un poco más larga de una amiga. Cuando llegó su turno, el Padre Pío le dio una mirada tan furiosa, cerrando con un golpe seco la ventanilla diciéndole: “Bien, ¿nos hemos vestido entonces para un carnaval?”» (JOHN McCAFFERY. Blessed Padre Pío: The Friar of San Giovanni / Bienaventurado Padre Pío: El fraile de San Giovanni, Ridgefield, CT: Roman Catholic Books, 1999, pág. 88.
  
No sólo era estricto el Padre Pío con la vestimenta de las mujeres. También con los hombres (de todas edades) era estricto: no podían entrar a la iglesia con camisas de mangas cortas o tres cuartos, o pantalones cortos, so pena de ser devueltos. No por casualidad, la parroquia de San Giovanni Rotondo era uno de los pocos lugares donde la moda de los años 60 no había llegado.
   
Incluso estaba en contra que los sacerdotes se “disfrazaran” de seglares (la modestia no es sólo vestir decentemente, sino también conforme al estado de vida), y podía ver en ellos el carácter del Orden Sagrado: a un hombre vestido en traje y corbata que esperaba en la sacristía para ver al Padre Pío, le dijo: «Padre, Vd. vino disfrazado, pero no tiene por qué avergonzarse, la próxima vez venga vestido de sacerdote». Y a otro, que se le presentó con pantalones y suéter, el Padre Pío le dijo que regresara con el hábito de Santo Domingo (el hombre reconoció que era fraile dominico). 

RUSIA: ARRESTADO LÍDER DE SECTA

Noticia tomada de ABC (España).
   
ARRESTAN A UN HOMBRE QUE DICE SER LA REENCARNACIÓN DE JESUCRISTO EN UNA VASTA OPERACIÓN POLICIAL EN SIBERIA
Fuerzas de la Policía rusa detuvieron también a otros miembros de la secta religiosa llamada «Iglesia del Último Testamento»
 
Rafael M. Mañueco, Corresponsal en Moscú.
Actualizado:23/09/2020 13:37h
  
El líder de la secta, Serguéi Torop, detenido en Rusia
  
En una descomunal acción policial con uso de helicópteros, furgones de confinamiento y numerosos vehículos, fuerzas de la Policía rusa llevaron ayer a cabo una aparatosa incursión en un poblado de la región siberiana de Krasnoyarsk para arrestar a los miembros de una secta religiosa llamada «Iglesia del Último Testamento».
   
La operación tuvo lugar por la mañana temprano en la aldea denominada «Ciudad del Sol», en el distrito Kuraguinski de Krasnoyarsk, y se saldó con varios detenidos, entre ellos el líder de la secta, Serguéi Torop, y sus más estrechos colaboradores Vadim Redkin y Vladímir Vedérikov. Se les acusa, según el Comité de Instrucción, de actos violentos y de haber «estafado y abusado psicológicamente» de sus adeptos. Torop sostiene ser «Cristo, el hijo de Dios» y se hace llamar Vissarión.
   
Torop, en la cárcel
   
La publicación digital Taiga.info, asegura que decenas de agentes, fuertemente armados, provistos de máscaras y uniformes de camuflaje, se dedicaron a ir casa por casa sacando a la calle a los vecinos, efectuando registros y deteniendo a algunos de los residentes. Según la agencia Interfax, participaron en el despliegue, no sólo policías, sino también miembros de los servicios secretos, el FSB o antiguo KGB.
    
La portavoz del Comité de Instrucción, Svetlana Petrenko, dijo que Torop y sus secuaces se apoderaron de todo el dinero de los miembros de la secta mediante coacciones. Sin embargo, Torop, según la radio Eco de Moscú, en su primer interrogatorio tras su arresto, negó todas las acusaciones.
    
Según la prensa rusa, antes de fundar su organización religiosa, Torop, que tiene 59 años, trabajó como mecánico e inspector de la policía de tráfico. Después, en 1991, fundó la comunidad «Iglesia del Último Testamento» que fue legalizada ante el Ministerio de Justicia ruso en 1995. Llegó tener 10.000 seguidores en todo el mundo, la mitad de los cuales viven en Krasnoyarsk. Creen que el líder de la secta es una nueva «encarnación de Jesucristo».
    
Su doctrina queda perfectamente recogida en su libro «El Último Testamento» y constituye una amalgama de distintas influencias: religiones abrahámicas, hinduismo, ufología, la obra mística “Rosa del mundo” del poeta ruso Daniil Andréev y el tratado “Doctrina secreta” de la teóloga rusa, Elena Blavátskaya.
   
Los miembros de su secta tienen prohibido fumar y beber alcohol. Están obligados a vivir en cabañas de madera y a subsistir exclusivamente de lo que da la tierra. La Iglesia Ortodoxa rusa declaró «herética» la comunidad de Vissarión en 1994 y al él le tacha de «charlatán y falso profeta». La secta ya había sido objeto de pesquisas policiales el pasado invierno. 

martes, 22 de septiembre de 2020

EL EVANGELIO SEGÚN LA IGLESIA DEL CORONAVIRUS

Caricatura tomada de GLORIA CARTOON. Dedicado a los Patrum Covidióticum, tan dignos de desprecio como sus obispones.
   

EL DIABLO MUESTRA SUS CUERNOS EN MEDJUGORJE

Noticia tomada de ACTUALITÉS FFSPX.
  
Gárgola del diablo en la catedral de Nuestra Señora de París
   
«El diablo está presente en Međugorje, y también ataca a los videntes». Durante la entrega hecha a Fatto Quotidiano, el 11 de septiembre de 2020, del avance de su último libro publicado por ediciones de San Paolo, Il mio nome e Satana (Mi nombre es Satanás), Fabio Marchese Ragona espera seducir a un público en búsqueda de sensacionalismo, e incluso provocar un ligero terremoto al interior de los muros leoninos.
   
Las afirmaciones expuestas por el vaticanista proceden de una entrevista realizada a Monseñor Henryk Hóser, arzobispo emérito ad persónam de Varsovia-Praga, nombrado por el Papa Francisco el 11 de febrero de 2017, visitante apostólico especial de la parroquia de Međugorje (Bosnia Herzegovina) donde reside actualmente. Esta es la primera vez que el prelado habla de la presencia del diablo en Međugorje.
    
«Sí, es cierto -explica Monseñor Hóser- hay casos de manifestaciones demoníacas; puedo decir que son raros, pero a veces se puede escuchar a alguien gritar o vociferar, incluso en grupos de diez mil personas». El enviado especial del Papa insiste: «Estas cosas suceden aquí, no se puede negar. Por supuesto, no pasan todos los días, pero suceden aquí en Međugorje. Además, a veces, estos poseídos quieren atacar a los videntes».
   
El libro de Fabio Marchese Ragona ha sido leído detenidamente en el Vaticano, en particular por el cardenal Camillo Ruini, quien encabezó la comisión de estudio sobre los eventos de Međugorje.
    
Esta última presentó su informe en 2017, y reconoce las primeras siete apariciones marianas que habrían tenido lugar del 24 de junio al 3 de julio de 1981, afirmando que los primeros fenómenos observados en la ciudad bosnia no eran de origen demoníaco: una precisión en contradicción con investigaciones anteriores bien argumentadas.
   
El cardenal Ruini, avergonzado por las declaraciones del enviado especial de la Santa Sede, respondió: «en la investigación que llevamos a cabo, no abordamos el tema de la presencia del diablo en Međugorje; en nuestro informe, no hay nada al respecto». ¿Cuál es entonces el valor de las conclusiones de la comisión que dirigió hasta 2017?
    
Para justificarse, el Cardenal añade: «Como sabemos, no podemos excluir que el diablo esté presente en medio de las cosas buenas; basta recordar que puede tentar a los santos. San Antonio, por ejemplo, fue muy tentado por el diablo. Esto no es algo incompatible con Međugorje».
    
El escepticismo del Papa Francisco hacia Međugorje solo se reforzará con esta situación. En mayo de 2017, de regreso de su viaje a Fátima, el pontífice argentino declaró sobre las conclusiones de la comisión: «Yo personalmente soy más malo: yo prefiero a la Virgen madre, y no a la madre que parece jefa de la oficina de telégrafos y va mandando mensajes todos los días. Esta mujer no es la Madre de Jesús».
    
Esto probablemente no impedirá que Francisco se mantenga fiel a su método: privilegiar «el aspecto espiritual y pastoral; (...) las personas que allí se confiesan». Y permita así organizar peregrinaciones a este lugar, en detrimento del aspecto doctrinal, que queda relegado a un segundo plano. «Estas presuntas apariciones no tienen mucho valor», concluyó.